• Regístrate
Estás leyendo: ¿A qué vienen a la LMB?
Comparte esta noticia
Jueves , 18.10.2018 / 13:54 Hoy

Solo para Fans

¿A qué vienen a la LMB?

Miguel Boada

Publicidad
Publicidad

Érick Aybar es presentado como refuerzo de los Acereros de Monclova. Carlos Zambrano abre por los Leones de Yucatán y Chad Gaudin consuma su segundo salvamento en ese juego, Delmon Young pegó su segundo jonrón de esta minitemporada con los Pericos de Puebla.

He leído a fans que se quejan que peloteros ex ligamayoristas sean contratados en la LMB, con frases como “cascajo de MLB”, “ya cuando su carrera está terminada”, “no viene más que a robar”, ¿en serio así lo ven?

Cada caso es peculiar y no se puede englobar a todos los ex ligamayoristas en un grupo, pero lo que es lógico y no entiendo por qué lo dicen, es que se molesten porque vienen a jugar cuando “ya pasó su mejor época”. ¿Querían que en los mejores años viniera en lugar de ir a MLB?

Pero el punto es que en los últimos años el beisbol mexicano se ha presentado como una opción para los que estuvieron en MLB, ya que algunos dueños tienen el capital para invertir en ellos y darles el trato con el que pueden convencerlos para venir.

Es bueno mediáticamente, también porque pueden aportar hits, carreras, ponches o triunfos, porque se crea competencia interna en los equipos y también entre las escuadras.

Hay muchos casos de peloteros que poco o nada aportaron, pero hay otros que hacen la diferencia; no van a tener el nivel que les vimos en MLB, pero todavía pueden ayudar a elevar el nivel.

El viernes, los Acereros presentaron al dominicano Érick Aybar, quien todavía en 2017 jugó con los Padres de San Diego 108 duelos, debutó el viernes yéndose de 4-1 con una anotada, y se convierte en un refuerzo que hace más sólidos a los monclovenses, además de ser un elemento más para que los fans asistan al estadio.

Pero Aybar no es el único tema así, el viernes lanzó Carlos Zambrano con Yucatán, el venezolano tiró cinco entradas en las que solo admitió dos imparables, colgando cinco ceros, ayudando a los Leones a vencer a Tijuana, y aunque su último año en MLB fue en 2012, la carrera que hizo de inmediato lo tiene como un buen refuerzo, que a pesar de sus 37 años, seguro aportará mucho.

Aquí también se puede dar el otro lado de la moneda, al pensar que al traer a más talento así se cierran algunas puertas para los jóvenes mexicanos, pero también hay que considerar que los mismos exligamayoristas son fuente de información y motivación para esos jóvenes, a quienes pueden dar consejos para mejorar.

Twitter@mikeboada


Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.