• Regístrate
Estás leyendo: El PAN, a la cabeza, pero…
Comparte esta noticia
Jueves , 21.06.2018 / 04:27 Hoy

El PAN, a la cabeza, pero…

Publicidad
Publicidad

La selección del candidato del PAN al gobierno del estado no se dio sin un estira y afloja, en el que tuvo que intervenir el Comité Ejecutivo Nacional del partido tras una serie de reuniones que tuvieron su recta final, bastante ríspida, por cierto, el pasado 22 de diciembre en la sede nacional del partido.

En esa última reunión de 2017, una en la que estuvieron presentes Damián Zepeda, presidente del partido en México, Marcelo Torres Cofiño, secretario general del CEN, Humberto Andrade Quezada, presidente del Comité Directivo Estatal del albiazul, Fernando Torres Graciano y el gobernador del estado, Miguel Márquez Márquez, hubo de todo, hasta un par de manotazos en la mesa, y en la que se intentó la operación cicatriz sin éxito.

No se logró y se convocó a una última reunión el 4 de enero que simplemente fue para notificar a los dos únicos y reales contendientes Diego Sinhue Rodríguez Vallejo y Fernando Torres Graciano, que la decisión estaba tomada y que la designación sería a favor del primero, pese a la inscripción de un segundo, días después.

Cerrado éste capítulo en el que me dicen existen tres ofertas para Torres Graciano como son una diputación federal, la coordinación de la bancada en el Congreso local y no descarte la alcaldía de León, aunque aseguran que él mantiene su apoyo a Ricardo Sheffield, es momento de voltear a ver la contienda constitucional y los posibles escenarios que se presentarán.

Primero que nada es cuestión de días para que se emita la convocatoria del PRI al gobierno del estado en la que sigue sonando fuerte José Luis Romero Hicks a quien los empresarios locales ven con buenos ojos no solo por su papel en cargos relacionados a la economía del país y su experiencia en el servicio público sino porque además es respetado entre la comunidad y tiene un vínculo estrecho con la comunidad norteamericana en el estado.

La apuesta entre los priistas que lo quieren como candidato es el hándicap que representa su apellido, pues inmediatamente es relacionado con el de su hermano Juan Carlos, por ello su alto puntaje en las encuestas de conocimiento.

No pierda de vista al Partido Verde que sin alianza se convierte en la tercera fuerza en busca de la gubernatura con Felipe Arturo Camarena al frente, aunque hay voces que dicen que en caso de que Romero Hicks sea el abanderado podrían declinar a favor de él. Ojo esto lo confirmaría una versión muy fuerte de que desde la dirigencia nacional del Verde habrían ofrecido la candidatura a un encumbrado panista.

En el caso de Morena existe también el registro de que ha tenido un importante avance de adeptos y conformación de estructuras mediante “reuniones hormiga” que le permitirán hacer una contienda decorosa en la que operan de tiempo completo importantes cuadros cercanos al líder y precandidato de ese partido a nivel nacional, Andrés Manuel López Obrador.

Ello, estiman personajes con información de primera mano, le permitirá obtener posiciones en alcaldías, regidurías y en el Congreso del Estado. Es cierto, el PAN va a la cabeza de las preferencias pero no hay que perder de vista lo que hacen el resto de los partidos en la contienda por la gubernatura.

miguel.puertolas@milenio.com

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.