• Regístrate
Estás leyendo: Crisis de credibilidad
Comparte esta noticia
Viernes , 14.12.2018 / 05:35 Hoy

En frecuencia

Crisis de credibilidad

Miguel Ángel Puértolas

Publicidad
Publicidad

En tremenda encrucijada nos veremos a la hora de cruzar la boleta electoral en el 2018, si ponemos sobre la balanza el trabajo realizado por los representantes de los partidos políticos en los distintos poderes en juego, nos daremos cuenta que no hay para dónde voltear, nadie se salva.

Y es que cómo queremos buenos gobiernos cuando desde los partidos políticos vemos el manejo discrecional que se hace del recurso público a la hora del gasto, pues aunque existen reglas claras sobre la transparencia que le deberían de dar a ello ahora que recibirán casi 7 mil millones de pesos, pues es claro que no la hay, pues aunque dicen cumplir, no exhiben por ejemplo contratos de arrendamiento, o quiénes son sus proveedores y los contratos para servicios específicos.

Si desde las plataformas que los postulan ya encontramos infinidad de marrullerías y poca claridad, pues no pidamos gran diferencia en su comportamiento a la hora de llegar al poder. Todo es simulación, no hay un verdadero interés de cambiar las cosas en nuestro país, pues el poder corruptor del dinero y del mismo poder es mucho más grande que cualquier interés por buscar que las cosas cambien.

La alternancia no ha sido factor de mejoría, del PRI pasamos al PAN en la Presidencia de México y de nuevo al PRI y no han sido menores los casos de corrupción y delitos en los que han incurrido funcionarios de gobiernos emanados de estos partidos políticos, ahora quiere llegar a la presidencia Andrés Manuel López Obrador, personaje ligado a varios casos de corrupción y personajes que militaban en su ex partido el PRD y que aseguran ser quienes vendrán a cambiar las cosas en el país.

Y el cuento del cambio ya nadie se lo cree... ¿por qué? por la simple y sencilla razón de que no hay hechos palpables que nos lleven a pensar que la oferta política que tendremos en el 2018 haya hecho algo por limpiar la imagen de vividores del presupuesto que tienen algunos... porque también habrá que decir que hay muy contadas excepciones dentro de los partidos que han desempeñado su labor pública de forma intachable, no me pregunte ahorita cuántos pues no se me viene a la mente alguno pero sé que los hay.

Salieron con la cantaleta, por ejemplo, los diputados de la necesidad de bajar los recursos que iban a destinar los partidos para campañas, obviamente después de haber cerrado la bolsa de lo que se les entregará, por lo que al menos en el 2018 no verán disminuido el presupuesto que recibirán. Obvia decir que no es el INE quien entrega el dinero a los partidos, sino que éstos a través de los legisladores postulados por los partidos políticos son los que definieron la fórmula para recibir los recursos.

¿Y cómo quieren que creamos en los candidatos que van a postular? Urgen reformas de fondo sobre todo en el tema de financiamiento... la pregunta es ¿quiénes son los verdaderos afortunados de recibir tal cantidad de recursos? ¿Cómo creerle al alguien que sin empacho se gasta estas fortunas del erario, en medio de la opacidad y el exceso?

miguel.puertolas@milenio.com

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.