• Regístrate
Estás leyendo: Capacidad de recuperación de la administración pública
Comparte esta noticia
Sábado , 21.07.2018 / 12:20 Hoy

Comentario y Debate

Capacidad de recuperación de la administración pública

Mauricio Valdés

Publicidad
Publicidad

El Fondo Monetario Internacional acaba de señalar que entre los mayores obstáculos para el crecimiento de nuestro país están la falta de gobernanza, la inseguridad, el combate a la corrupción y a la informalidad, la impunidad, principalmente: la carencia de Estado de Derecho. Hacer que la ley se cumpla. Recordemos que los hábitos de obediencia de la sociedad hacen hasta el 90% del trabajo de gobernar.

En el mundo, las crisis se suceden en un elevado ritmo: entre desastres naturales, creciente delincuencia o auténtica rebelión, ataques terroristas, recesiones económicas y transiciones políticas, que caracterizan de manera permanente la vida pública de nuestros días.

Los sistemas de gobierno y la administración pública enfrentan estas crisis crónicas cambiando la forma de tratar rutinariamente lo inesperado, aunque tendencial y predictible.

Para superar esa condición, ha aparecido el concepto de "resiliencia" administrativa que percibe este cambio en la resolución de problemas complejos como actividad principal de los gobiernos. Consiste en la capacidad de la administración pública de volver a la normalidad, durante y después de haber pasado por eventos perturbadores, y su capacidad para sobreponerse ante cualquier adversidad o crisis, sin afectar el funcionamiento de su estructura orgánica.

Los sistemas de gobierno resilientes tienen conexiones fuertes con su contexto interno y externo, que permiten oportunamente la identificación de señales pertinentes. Continúan con procedimientos de rutina para atender las funciones tradicionales, y simultáneamente establecen señales preventivas y de mitigación para hacer frente a sorpresivas condiciones, con información incompleta o desactualizada.

Nuestra economía puede crecer más arriba del 2.7% anual, sin embargo, debe mejorar con innovación su capacidad de resiliencia administrativa para enfrentar exitosamente los desafíos de ajustes económicos, del TLC, de nuestra relación con Estados Unidos, del tema migratorio, de las elecciones de 2018 y otros más que se acumulen en la semana.

La administración pública requiere estar preparada para hacer frente a la llamada "mala suerte", los infortunios, que los gobiernos tienen que enfrentar. Todos los gobiernos han encontrado y seguirán encarando condiciones de crisis, por ello la trascendencia de mejorar la capacidad resiliente de la administración pública se vuelve indispensable para superarlas exitosamente.

Twitter: @MauricioTexcoco

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.