• Regístrate
Estás leyendo: No comparto el optimismo del mercado cambiario
Comparte esta noticia
Sábado , 15.12.2018 / 10:58 Hoy

Mercados en perspectiva

No comparto el optimismo del mercado cambiario

Manuel Juan Somoza

Publicidad
Publicidad

Esta semana el peso se apreció alrededor de 30 centavos respecto al dólar, la explicación tiene dos orígenes: la pérdida de valor del dólar en relación con una canasta de monedas predeterminadas (principalmente divisas fuertes como euro, yen, libra esterlina, etc.) y al hecho de que mejoró sustancialmente la percepción de que México podría llegar a un entendimiento con Estados Unidos en lo relativo a la renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte.

El primer tema considero que es transitorio, ya que lo más probable es que hacia adelante el dólar incremente su valor respecto a la canasta de monedas antes mencionada, toda vez que la Reserva Federal, muy posiblemente, aumente la tasa de interés de referencia un cuarto de punto en septiembre, y con alta probabilidad que también suba otro cuarto de punto en diciembre; hay que recordar que cuando el banco central eleva la tasa de interés, hace más atractiva la inversión en la moneda de referencia.

Por lo que toca al optimismo sobre una buena renegociación del TLC, prefiero mantener mis reservas, ya que no confío en lo que dice el presidente estadunidense. Lo que dijo Trump en la carta que le envió a Andrés Manuel López Obrador refiere que quiere firmar un acuerdo exitoso lo más rápido posible; pero lo que no dice —y yo lo leo entre líneas (espero estar equivocado)— es que sí están listos y prestos a firmar siempre y cuando, tanto México como Canadá acepten sus condiciones.

En su carta a López Obrador nunca propone nada en concreto para desatorar las negociaciones, que llevan meses en ese estatus; los puntos sensibles siguen siendo los mismos que están ahí desde el principio: 1. Terminación automática del tratado, cada cinco años. 2. No exportar bienes agrícolas cuando ellos se encuentren en etapa de producción. 3. Que la regla de origen se incremente de 62.5 por ciento actual a 80 por ciento. 4. Que las controversias EU las dirima en tribunales norteamericanos.

Una buena noticia fue que México y Canadá confirmaron su intención de mantenerse en un convenio trilateral, tema sobre el que había algunas dudas; además, sería razonable esperar que México y Canadá aceptaran flexibilizar algunos puntos, por ejemplo, aceptar un incremento en las reglas de origen a 70 por ciento, pero dándole gradualidad a la medida, o aceptar revisar el tratado cada cinco años pero no darlo por terminado y empezar de cero. Sin ser un experto en el tema de comercio, sí me quedó muy en claro una opinión de Luis de La Calle (quien sí es un experto en el tema) donde dijo algo así como: “Es preferible cancelar el tratado, que firmar uno que no nos convenga“.

info@cism.mx
@CISomozaMusi
www.cism.mx

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.