• Regístrate
Estás leyendo: Gasolina: no era perpetua
Comparte esta noticia

La Silla

Gasolina: no era perpetua

Manuel Baeza

Publicidad
Publicidad

La gasolina en México era casi como el aire: siempre estaba allí. Tener combustible para tu auto era tan seguro, que incluso había más posibilidad de que te quedaras sin agua o electricidad en tu casa, que sin gasolina.

Pero llegó enero de 2019 y encontramos que no es así. Gasolina hay, pero no capacidad para distribuirla de manera adecuada. Mucho se ha dicho y escrito sobre el desabasto, pero lo real es que en muchos estados del país, entre ellos Jalisco, las gasolineras abren un día sí, y por lo menos dos no.

La versión oficial sobre el desabasto es que se cerraron los ductos para cortar el suministro a los ladrones de gasolina, quienes operaban con total impunidad en la zona centro del país. Las versiones en redes sociales son otras, aunque sin fundamento real. Se habla de cancelación o reducción en la compra de combustibles al extranjero por un capricho del presidente (otros dirán que por estrategia); y también se dice que el objetivo era poner a trabajar las pipas de familiares de altos funcionarios del gobierno federal.

Lo cierto es que como estábamos acostumbrados a tener gasolina a cualquier hora de cualquier día, perdimos el interés por seguir de cerca la mecánica de extracción, producción y comercialización del petróleo y sus combustibles derivados. Vamos, había tanta gasolina disponible, que ni siquiera nos quitaba un poco el sueño que bandas organizadas se robaran una parte. Total; había gasolina para todos.

El abasto de combustible tendrá que restablecerse tarde o temprano. Lo que se deberá hacer más temprano que tarde es estar pendientes de qué pasa con la gasolina que consumimos.

Y es que así como seguimos de cerca la fluctuación del dólar, o las reservas monetarias del país, ahora tendremos que voltear a ver qué pasa con el petróleo y sus derivados. ¿Cuánta gasolina tenemos? ¿De dónde viene y en cuánto la compramos? Necesitamos saber si hay suficiente para cuánto tiempo, y si hay problemas o no para su reparto.

Al final de cuentas lo que debemos hacer los consumidores es caer en cuenta que la gasolina es algo tan importante para nuestra vida, que debemos informarnos todo el tiempo sobre ella y así tomar decisiones como restringir su uso, o exigir cuentas de su manejo.

twitter: @baezamanuel

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.