• Regístrate
Estás leyendo: Algo aprendió AMLO
Comparte esta noticia
Miércoles , 17.10.2018 / 23:07 Hoy

La Silla

Algo aprendió AMLO

Manuel Baeza

Publicidad
Publicidad

Mucho parece haber aprendido Andrés Manuel López Obrador del empresario Alfonso Romo, pues el crecimiento de Morena parece haber tomado tintes de expansión corporativa.

Morena, el partido fundado y dirigido por AMLO, comenzó con un fuerte trabajo de conformación de bases en todos los distritos electorales del país, una estrategia que comenzó en 2011, año en el que se fundó ese partido político.

Hoy, con comités ya establecidos en los 300 distritos electorales de México, López Obrador tiene en marcha una segunda etapa de crecimiento, que consiste en hacerse de figuras clave de otros partidos para hacer más visible su fuerza y, por lo mismo, evidenciar fracturas en otros institutos políticos.

La estrategia, insisto, parece tener una lógica empresarial, aplicada a la política. Si una empresa busca expandir su presencia a gran escala, muchas veces le conviene comprar negocios rivales que establecer los propios y comenzar una competencia feroz. Las empresas refresqueras, por ejemplo, trabajan así. En la medida en la que pueden, compran embotelladoras estatales o regionales y las incorporan a la marca principal. Para qué construir, si se puede adquirir lo que ya existe.

Y es que además de la expansión territorial, una estrategia de crecimiento como la que vemos en Morena manda el mensaje de que son ellos los que tienen el control del mercado (en este caso político). Morena busca aparecer así como una aplanadora a la que hay que sumarse para evitar ser arrollado sin misericordia. Y le está funcionando. Ayer, por ejemplo, seis diputados locales de Hidalgo se pasaron a las filas de Morena (tres panistas, dos priistas, un emecista y una perredista), y en tribuna uno de ellos presumió que la bancada del partido de AMLO en Hidalgo había crecido 700 por ciento en 18 meses. Casos similares se han vivido en los diferentes estados del país.

A ese paso Morena se posicionaría, ante un eventual triunfo de AMLO, como un partido enorme ante sus rivales. ¿Viene entonces el nuevo tricolor que algunos analistas han vislumbrado? ¿Corren riesgo de desaparecer partidos como el PRI y Acción Nacional?

manuel.baeza@milenio.com

twitter @baezamanuel

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.