• Regístrate
Estás leyendo: Ya empezó
Comparte esta noticia
Viernes , 19.10.2018 / 15:37 Hoy

Vida cotidiana

Ya empezó

Luis Walter Juárez

Publicidad
Publicidad

Estados Unidos rechazó un cargamento de 100 toneladas de aguacate y todo parece indicar que canceló la firma de reglas de operación para su exportación, algo que con el nuevo presidente Donald Trump, ya se esperaba.

El mandatario de Estados Unidos ya le había pegado en gran forma a nuestro país, primero con los impuestos que impondrá a aquellas empresas que se establezcan en México, por lo que se empieza a acabar la generación de empleos. Pero qué pasa con los productos norteamericanos, esos que llegan por todos lados a territorio mexicano, esos que están inundando nuestro país y los vemos en forma de restaurantes, centros comerciales, tiendas de ropa y demás. Parece que eso poco les importa a las autoridades, a los políticos y tampoco a muchos ciudadanos, a quienes les gana el consumismo y en lugar de disfrutar de la comida mexicana, prefieren comer esos panes con carne adentro y con sus papas llenas de salsa dulce.

También sabemos que en los mercados, así como en las centrales de abastos, siempre ofrecen productos de buena calidad, a precios mucho más bajos que en las cadenas comerciales norteamericanas, pero no vamos, nos da pena que nos vean en comprando ahí. Como buenos mexicanos, nos gusta criticar, vemos mal las acciones que están tomando las autoridades norteamericanas, las cuales además están provocando que el dólar siga su paso ascendente, pero no hacemos nada.

Quizá a la clase política, a los que están en los cargos de primer nivel en los gobiernos federales o estatales y hasta municipales, esto no les preocupa, ni tampoco el gasolinazo, a ellos les alcanza no solamente para comprar en esos centros comerciales, les alcanza hasta para viajar a los Estados Unidos y surtirse desde ropa de marca, hasta la mejor despensa. No cabe duda que Estados Unidos está jugando con México y la pregunta es hasta cuándo el gobierno federal actuará, ya que esto es apenas el principio y serán cuatro largos años de sufrimiento con Donald Trump al frente. Todo parece indicar que la gente de abajo va sufrir más, la de clase media tendrá que cuidar su lana y los de arriba, a seguir gastando los billetes para ser felices.


walter.juarez@milenio.com

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.