• Regístrate
Estás leyendo: ‘Sueño mexicano’
Comparte esta noticia
Miércoles , 20.06.2018 / 00:50 Hoy

Vida cotidiana

‘Sueño mexicano’

Luis Walter Juárez

Publicidad
Publicidad

Parece que muchos migrantes ya se están olvidando del famoso “sueño americano” y están viviendo el “sueño mexicano”, ya que se les puede ver en diferentes cruceros pidiendo dinero. Pero no solamente se observan en la región lagunera o en Torreón, también en Saltillo, Monterrey y en otras ciudades, principalmente del norte del país.Muchos de estos migrantes, la mayoría jóvenes, han sido muy bien recibidos por los laguneros, se observa que en los cruceros la gente al verlos acercarse a sus autos no les teme, al contrario, siente algo por ellos y de inmediato saca de su bolsa del pantalón, si es hombre o del monedero, si es mujer, una moneda o más para entregársela a esa persona que ha tenido que recorrer una larga travesía desde su país de origen hasta Torreón.Pero mientras los laguneros le dan el apoyo a estos migrantes, principalmente hondureños, hay otras personas que sienten que los “foráneos” les están invadiendo sus territorios, que les están quitando el pan de la boca, ya que ellos eran los que estaban en los cruceros y no precisamente pidiendo dinero, sino por limpiar los parabrisas o las carrocerías de los autos.Claro que también hay personas que piden dinero y a esas sí que la llegada de estos jóvenes de color, con trencitas en sus cabelleras o con sus rastas, los ha afectado. Uno de esos limpiaparabrisas dijo que sí los afecta, pero que el sol sale para todos, que tanto ellos como los migrantes, tienen necesidades, por lo que cada quien a su manera se gana el dinero.Comentó este limpiavidrios de autos que anteriormente los migrantes llegaban, pedían algo de dinero para completar para su viaje hacia la frontera con Estados Unidos y cuando lo lograban, seguían su camino, pero que ahora, estos jóvenes hondureños, ya empezaron a ver como un buen negocio el recibir monedas, principalmente de los torreonenses.La realidad es que estos migrantes no tienen un día, ni dos, ni una o dos semanas, ya tienen meses en Torreón y la verdad que viven tranquilos, ya que pese a ser extranjeros, las autoridades migratorias no los molestan. Quizá si hubieran cruzado la frontera, podrían haber logrado su sueño, pero también podrían haber sido deportados, por lo que mejor prefieren seguir viviendo de los que los mexicanos les dan, aunque sea poco, pero seguro.


walter.juarez@milenio.com

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.