• Regístrate
Estás leyendo: En aumento
Comparte esta noticia
Miércoles , 16.01.2019 / 14:59 Hoy

Vida cotidiana

En aumento

Luis Walter Juárez

Publicidad
Publicidad

Los accidentes viales en la región lagunera van en aumento, desde choques simples, hasta algunos de fatales consecuencias, lo mismo en San Pedro que en Madero, Matamoros o Gómez Palacio y Lerdo.

En Torreón, pareciera que las autoridades de Vialidad encabezadas por su director Pedro Luis Bernal, están más preocupadas por vigilar a los conductores de camiones de carga, que en lugar de detener a los correlones, esos que durante el día o la noche ponen en riesgo a muchas familias. Se pueden ver autos en cualquier semáforo que no respetan las líneas blancas, muchos conductores mientras manejan van hablando por celular, pero además, hay otros que gustan de pisarle al acelerador, zigzagueando para rebasar vehículos por la derecha o la izquierda, en cualquier calle, bulevar o avenida, sin que los oficiales de tránsito hagan algo al respecto.

El titular de Vialidad debe decirles a sus subordinados que se dediquen a realizar su trabajo, que si un automovilista infringe el reglamento, que lo detengan y si por las noches hay conductores ebrios, que les impongan realmente las multas, que no se las perdonen por ser hijos de papi, por ser influyentes y demás. El pasado lunes una patrulla de Seguridad Pública que repartía policías, fue impactada por el conductor de un vehículo que circulaba a exceso de velocidad, además el mismo no respetó la señal de alto, resultando varios agentes lesionados, uno de ellos de gravedad. Además, hace unos días un pequeñito de tres años fue atropellado por un camión urbano, perdiendo la vida en forma instantánea, mientras que su abuelita resultó con graves heridas.

Un día sí y otro también vemos taxis participar en accidentes viales, en muchos de los cuales son ocasionados por su imprudencia, dejando lesionados a sus pasajeros. Por otro lado, vemos que en los diferentes municipios se presentan percances viales en los que personas son atropelladas, motociclistas o ciclistas arrollados, algunos de ellos perdiendo la vida. La violencia extrema bajó, pero la imprudencia de muchos conductores, algunos en estado de ebriedad también está cobrando víctimas, mientras que las autoridades viales no hacen nada por evitarlo.


walter.juarez@milenio.com

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.