• Regístrate
Estás leyendo: 2017-09-06
Comparte esta noticia
Viernes , 21.09.2018 / 10:59 Hoy

Columna de Luis Petersen Farah

2017-09-06

Luis Petersen Farah

Publicidad
Publicidad

Una simple mirada al periódico del Gobierno del Estado, La Voz Independiente, lo dice todo. No se necesita mala leche ni alta escolaridad para saber el truco: al final la verdad se impone, a billetazos.

El mensaje es claro: Ningún medio sirve salvo el mío. Ninguno dice la verdad, ninguno ve los datos como son, salvo el mío. Y para que me lo crean, ahí les va un premio.

Ejemplo. Una de las páginas del medio de comunicación viene encabezada con un gráfico de dos barras y un mensaje titulado “La Verdad”. Con letra cada vez más grande, dice: “Homicidio bajó 41%”. Abajo, texto más pequeño, aclara: “En comparación con los dos primeros años de gobierno de Medina”. Punto.

La única conclusión que se puede sacar es la siguiente. No estamos tan mal como en 2010 y 2011, los años más duros de la escalada de violencia.

Decir que el homicidio bajó 41 por ciento en comparación con los dos primeros años del gobierno de Medina es cierto. Pero si se trata de decir la verdad, hay que añadir que antes de que entrara el actual gobierno ya había bajado ese 41 por ciento en 2013 y mucho más que eso en 2014 y 2015.

Ahí le va la curva de homicidios en tiempos de Medina, que entró en el último trimestre de 2009:

En 2009 hubo 273, en 2010 hubo 639, en 2011 llegó hasta 1547, en 2012 hubo 1304, en 2013 bajó a 700, en 2014 siguió bajando hasta 389 y en 2015 hasta 353.

Yo no conozco a nadie que, en términos de seguridad y, particularmente de homicidios, afirme con seriedad que ahora estamos peor que en los dos primeros años de Medina. Nadie. Esos años tristemente inolvidables, en los que las calles de Monterrey estaban solas y los regios cambiaron por completo sus hábitos, se convirtieron en un ejemplo de lo que no debe volver a pasar nunca más. Por fortuna esos momentos no han regresado aún.

Pero si eso nos quieren decir como verdad... lo único que se puede responder es que compararse con lo peor es el camino fácil y nunca convence. En realidad, en el gobierno de Rodríguez Calderón, el homicidio ha subido. Y no debe subir más.

luis.petersen@milenio.com

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.