• Regístrate
Estás leyendo: “Participación Ciudadana 29”
Comparte esta noticia

Panóptico

“Participación Ciudadana 29”

Luis García Abusaíd

Publicidad
Publicidad

En los tiempos de mayor ingobernabilidad e inseguridad en nuestra ciudad, los torreonenses tomaron su destino entre las manos.Sin capitán en el barco y la muerte huracanada que inundaba nuestras calles, emergió su resistencia acorazonada e inteligente. La consigna era vencer al miedo y amordazar la muerte desde todas las trincheras posibles.Mientras algunos recuperaban los espacios públicos para reapropiarnos de un sentido de pertenencia; otros juntaban, las piezas del rompecabezas de nuestro corazón histórico para afincar nuestra identidad.Los más, volcaron sus corazones para restablecer un entrañable recordatorio de solidaridad y fortaleza ante la adversidad.No podíamos permitir que el miedo abrazado a la muerte, nos obligara a olvidar lo que somos; lo que nuestras raíces explican de nosotros, y mucho menos, renunciar a nuestro derecho a soñar un mejor futuro para nuestros hijos y nietos.Debíamos responder al llamado de nuestra historia que reclamaba de nosotros, personas ordinarias, actitudes y comportamientos heroicos. E hicimos nuestra aquella frase de Ernesto Sábato, cuando dice, que “lo admirable es que el hombre siga luchando y creando belleza en medio de un mundo bárbaro y hostil”.Y sin resignarnos, empezamos un canto a la libertad y a la esperanza ciudadanas, para proteger nuestra humanidad de las perversidades del poder que nos asfixiaba el alma.Y en medio de ese canto, surgió una voz, que de manera ingenua se preguntó: ¿Cómo es posible que nuestros impuestos no se vean reflejados en una mayor y mejor gobernabilidad y seguridad pública en nuestra ciudad? ¿Cuál es el destino dado a esos dineros por la clase política que nos gobierna a nivel estatal y municipal? ¿De qué maneras, ese miedo y esa muerte que nos atosigan el alma, no son el resultado de la corrupción e impunidad de esos políticos que dicen gobernarnos?¿Por qué se empeñan en no transparentar y rendirnos cuentas del uso y el destino de nuestros impuestos, cuando esos políticos trabajan para nosotros?Esa voz era la de Participación Ciudadana 29, un colectivo de mujeres, que entendió a la perfección la relación entre nuestro miedo, la muerte y el poder. Y abrazó desde entonces, la frase de Emerson cuando subraya que “los hombres, tal como son, se inclinan por naturaleza a ir en pos del dinero o del poder, y del poder porque vale tanto como el dinero”Y en ese canto descubrió, que nuestros políticos siempre llegan a ese poder de rodillas, con los ojos, la boca y los oídos cerrados, para no mirar, escuchar o responder a las exigencias de la ciudadanía. Y gracias a su canto prístino y poderoso, desnudó a los Moreira, a los Anaya, a los Olmos, a los José Ángel y a los Riquelme.En este tercer aniversario de PC29, hago votos para que su canto, acompañado del resto de las voces ciudadanas, comprometidas hasta el tuétano con nuestro Torreón, tenga una larga y próspera vida. Por el bien de todos, y cada uno de nosotros.


canekvin@prodigy.net.mx

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.