• Regístrate
Estás leyendo: La tragedia
Comparte esta noticia
Viernes , 21.09.2018 / 19:33 Hoy

Ciencia y política

La tragedia

Luis Eugenio Todd

Publicidad
Publicidad

Creatividad y solidaridad.

Un viejo maestro de la Universidad de Cornell me decía hace muchos años: “ustedes los mexicanos son muy malos para la planeación, la prevención y la persistencia, pero son extraordinariamente superiores a nosotros en la creatividad y en la solidaridad”. Estas palabras resuenan en mis oídos a la luz de la terrible tragedia que se está viviendo en la Ciudad de México y en otras partes de la república.

Es evidente que los temblores no pueden ser previsibles y aunque el gobierno hizo un esfuerzo por hacer un simulacro, la terrible ironía despedazó nuestra prevención y apareció una tragedia el mismo día del año en que sucedió la de 1985: increíble.

Muertos, heridos, miseria, destrucción, soledad, gritos al infinito y toda la parafernalia de lo oscuro y de lo inexplicable acompaña a nuestro país, en esta época en que la naturaleza desbordó su ira en Chiapas, Oaxaca, Puebla, Morelos y ahora en la orgullosa capital, y el clamor de los muertos, de los heridos, de los abandonados, resonó fuertemente en nuestros oídos y nos obligó a demostrar que seguimos de pie y que juntos podremos, con entereza, salir adelante.

Aquí las palabras de mi viejo profesor están vigentes, pues se está documentando, cada minuto, que con creatividad y solidaridad podemos atenuar el dolor y recuperar la identidad nacional, que se estaba perdiendo en la lucha inmoral de los partidos políticos por el poder, olvidándose de lo fundamental, que es el espíritu de la nación y el concepto de patria.

DESCARTES: “Pienso, luego existo”… La solidaridad es amor y abre el horizonte.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.