• Regístrate
Estás leyendo: El divorcio es un fracaso
Comparte esta noticia
Miércoles , 18.07.2018 / 22:47 Hoy

Ciencia y política

El divorcio es un fracaso

Luis Eugenio Todd

Publicidad
Publicidad

Nuevo León es de los estados prioritarios en las estadísticas.

El promedio de divorcios en todo el país es de 25 por cada 100 matrimonios y de acuerdo a estadísticas subió 10 tantos en cinco años, siendo Nuevo León campeón con 56.3 separaciones legales, conforme al Instituto Nacional de Estadística y Geografía.

El matrimonio representa la institución de la familia y su ruptura legal produce riesgos, o tiene consecuencias, no solo para los divorciados, sino también para los dependientes y la sociedad, por lo que no hay que tomarlo a la ligera.

A nivel nacional, en 2016 se registraron 139 mil divorcios y en los últimos 10 años las separaciones aumentaron 93%. Ahora se ha acelerado este fracaso compartido por las facilidades que las nuevas leyes dan para hacerlo voluntario. Es decir, no se requiere causa alguna; simplemente un pequeño capricho y se separan las parejas.

En México la estructura familiar era uno de nuestros orgullos porque aquí había más comprensión y tolerancia a las diferencias normales de la pareja.

Los psiquiatras tienen razón cuando señalan que es mejor divorciarse pero también sé, y así lo dijo el Dalai Lama, que la tolerancia y la capacidad de perdón son los elementos fundamentales para alcanzar la felicidad.

Qué pena que siendo nuestro Estado una entidad de gran desarrollo en las áreas económicas, sociales y educativas, tengamos ese número de divorcios, los que nos habla de que se está perdiendo uno de los valores fundamentales de nuestra sociedad: el respeto al matrimonio y a la familia.

Descartes: Pienso, luego existo… El divorcio no es un juego, es un fracaso y debe usarse solo en casos de emergencia.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.