• Regístrate
Estás leyendo: Cuidado con las promesas de Trump
Comparte esta noticia
Lunes , 24.09.2018 / 16:56 Hoy

Ciencia y política

Cuidado con las promesas de Trump

Luis Eugenio Todd

Publicidad
Publicidad

Me refiero a la buena vecindad de nuestros países.



El presidente electo Andrés Manuel López Obrador parece estar en muy buenos tratos con el presidente Trump, ya que por vía telefónica y a través de cartas se percibe un ambiente de cordialidad y de coordinación para arreglar problemas comunes, incluyendo la presión que Trump ha manifestado para acelerar la reforma al Tratado de Libre Comercio, amenazando que si no se hace pronto, él lo hará como considere conveniente.

Las promesas son buenas, pero el tratamiento y los cambios que hace el presidente del país más poderoso del mundo en sus relaciones internaciones no están acordes con la conciliación de intereses y la política internacional, ya que en la actualidad este personaje está en entredicho, pues entró en conflicto con la OTAN y también con la Comunidad Europea; cedió ante la figura inteligente y pragmática de Putin, generando inseguridad en los países del Tratado del Atlántico. Además, tiene guerra comercial con Venezuela; retiró la tolerancia que el presidente Obama había otorgado a Cuba, y está en guerra comercial con China, enorme e importante país en el mundo contemporáneo.

Por esa actitud, que sus propios amigos republicanos cuestionan, y por su fórmula que señala en su famoso libro, de que primero él debe pegar y después negociar, nunca se sabe cuál es su verdad real, en su intimidad mental, ya que a través de Twitter escribe y luego frecuentemente se contradice.

Por todo esto, los mexicanos debemos estar abiertos al diálogo, pero no confiar plenamente en las actitudes publicitarias del experto en mercadotecnia comercial que es el presidente Trump, para así ir midiendo y probando si las promesas se harán realidad, a través de convenios que no sacrifiquen los intereses de México, que es un gran país, pero que tiene una gran dependencia económica con los EU.

Así, deberemos estar preparados para todas las alternativas y actuar con prudencia e inteligencia para soportar el vendaval que caracteriza a este señor presidente.

Descartes: Pienso, luego existo… Pobre México, tan lejos de Dios y tan cerca de los Estados Unidos (Porfirio Díaz).

luisetodd@yahoo.com

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.