• Regístrate
Estás leyendo: Alegría nacional: le ganamos a Alemania
Comparte esta noticia

Ciencia y política

Alegría nacional: le ganamos a Alemania

Luis Eugenio Todd

Publicidad
Publicidad

"Ojalá le ganemos en política y economía "

Por supuesto que yo soy también parte de ese clamor popular de éxito que se dio cuando con inteligencia, disciplina y condición física logramos controlar y ganarle a uno de los mejores equipos de futbol del mundo: el alemán.

El evento dio lugar a interpretaciones diversas, pero la verdad es que lo que hicimos fue aprovechar la velocidad de nuestros jóvenes y luego replegarnos y defender a ultranza, con inteligencia, nuestro gol histórico. Eso representa una fórmula que también tenemos que aplicar en la política, en donde tenemos identidad, alegría, creatividad y nunca ganamos porque desaprovechamos los valores de solidaridad y creatividad, y nos dejamos llevar por nuestros problemas internos.

Cuando estudiamos el siglo XIX nos damos cuenta que México perdió casi la mitad de su territorio y Maximiliano pudo entrar a nuestro país por nuestros “propios” problemas entre liberales y conservadores; porque si hubiéramos estado unidos aún seríamos dueños de California y todo el territorio que nos despojaron y no se hubiera celebrado el tratado McLane-Ocampo, lo que habla de traiciones de mexicanos a mexicanos, pues como dice Spengler: “El hombre es el lobo del hombre”, y el mexicano, agregamos nosotros, es el lobo del mexicano.

Ahora que ganamos en futbol, aprendamos la lección. Podemos triunfar en muchas cosas, porque tenemos una identidad histórica, una recia cultura, gente muy trabajadora y muy creativa y sea quien sea el próximo presidente, hay que apoyarlo y trabajar con él para recuperarle a México su estatus en el panorama internacional.

Descartes: Pienso, luego existo… No es solo el futbol… también podemos ganar en muchas cosas.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.