• Regístrate
Estás leyendo: 2017-09-09
Comparte esta noticia
Sábado , 18.08.2018 / 00:51 Hoy

Ciencia y política

2017-09-09

Luis Eugenio Todd

Publicidad
Publicidad

“¿Se va o se queda? (8 de octubre).”


La parodia de la espada de Damocles lleva implícito un relato en que el famoso griego estaba consciente de que la muerte era la única verdad absoluta y quería vivir de acuerdo a ese axioma, por lo que colocaba en su mesa de trabajo una espada colgando de un hilo frágil, que si cayera le amputaría la cabeza; es decir, vivía en la cresta de la inseguridad permanente.

Valga el comentario para comparar este concepto con la necesidad que tiene nuestro gobernador, ex alumno de la UANL, hijo de campesinos y audaz político que encontró y supo utilizar la vena de las redes sociales para ganar las elecciones en nuestro gran estado, pues ahora tiene que tomar una decisión, por lo que la espada de Damocles pende sobre su cabeza.

No puedo ingresar en la mente de nuestro versátil gobernador, porque la lógica riñe con la realidad, pero comprendo esta dicotomía en la decisión final. Seguramente Jaime está midiendo la temperatura de los requerimientos del Instituto Federal Electoral, que siendo tan complejos, y creo que hasta injustos para los candidatos independientes, lo colocan en la necesidad de una profunda reflexión sobre su deseo, al que tiene derecho, de alcanzar la Presidencia de la República.

Por supuesto que respeto la decisión de todos los seres humanos, porque aunque no he podido alcanzar esa utopía, creo que la libertad es uno de los temas fundamentales que busca el ser humano de forma innata y porque, como decía Krishnamurti, nacemos libres y desnudos y la sociedad y la cultura nos visten, y restringen nuestras libertades.

Por lo anterior, creo que lo que nos debe interesar primordialmente es que el estado de Nuevo León no sufra por estos cambios vertiginosos, que van a modificar todas las reglas del juego político interno, por lo que ojalá que tanto el gobernador como el Congreso se apeguen a las leyes de Darwin y se adapten para sobrevivir, pues la política es solo la gerencia del cambio y los altos valores humanos de la convivencia social, de la equidad y la justicia son más importantes que los deseos de adquirir la enfermedad del poder, para la cual todavía no existe la vacuna correspondiente.

Descartes: Pienso, luego existo... Las decisiones no solo son conscientes, sino también inconscientes. Hay que tomarlas.

luisetodd@yahoo.com

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.