• Regístrate
Estás leyendo: Sacudida
Comparte esta noticia
Lunes , 24.09.2018 / 14:57 Hoy

Sí contamos

Sacudida

Leonor A. Gómez Barreiro

Publicidad
Publicidad

Cuando tiembla se mueve todo. Solemos pensar que las tragedias forman parte del anecdotario, pero la tierra nos da una nueva sacudida.

Ayer las imágenes de los edificios colapsados, las personas en estado de pánico y los incendios, acompañadas del estruendoso sonido de las sirenas, inundaron las redes sociales y los noticiarios.

Pareciera que la tierra tiembla para recordarnos que 1985 fue un año emblemático. Las personas se organizaron para ayudar a otras en medio de la tragedia al margen de las estructuras de gobierno, que una vez más quedaron rebasadas.

En esa autonomía y solidaridad radicó su principal fuerza, y con ello surgió la sociedad civil mexicana.

El temblor de 1985 sirvió de antesala de cambios sustanciales en la vida política y social en México. Sin embargo, el clamor social no se conservó intacto. Con el tiempo las voces críticas de esa emergente sociedad civil, se han transformado –en algunos casos– en parte de las redes clientelares de los partidos políticos o incluso en sus dirigentes.

La sociedad civil también ha sofisticado sus formas de participación en la vida pública. Y con esto se advierte un alejamiento del sentir popular. Ahora le llamados ciudadanía organizada. Empleamos un lenguaje rebuscado, que suena más a un reporte gubernamental que a una demanda ciudadana común. Pocos entienden y lo peor, es que pocos participan.

Ahora, la sociedad civil busca profesionalizarse porque la vigilancia simple al actuar gubernamental no es suficiente.

La corrupción y la impunidad también se traducen en peores servicios, inseguridad y muerte.

¿Las crisis de derechos humanos, nos hará responder como sociedad civil? ¿Servirá de algo la sacudida? Los temblores traen cambios y la sacudida cae como un balde de agua fría. Congela. Tiritamos.

Sin embargo, es momento de no soltarnos y rescatar aquello que de origen nos ha mantenidos unidos.


Twitter: @nonobarreiro

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.