• Regístrate
Estás leyendo: Oportunidad perdida
Comparte esta noticia
Lunes , 22.10.2018 / 06:17 Hoy

Sí contamos

Oportunidad perdida

Leonor A. Gómez Barreiro

Publicidad
Publicidad

“Sí lo publicas podemos perder el contrato de publicidad con el gobierno, ya sabes que de eso comemos”, le dice el dueño del medio de comunicación al periodista que llevó esa nota incomoda que, en otras circunstancias, merecería una primera plana.

Minutos antes una “llamadita” del director de comunicación social le advertía al editor en jefe del reportero: “vino tu gente, sí la noticia sale, la factura se retrasa o de plano ya no hay contrato”.

A la mañana siguiente el ciudadano que busca informarse sobre aquel abuso se da cuenta que la prensa no lo toca. No lo puede creer porque hubo muchos testigos. Con decepción cierra el diario convencido de que no gastará más dinero y piensa “por eso los matan, sí son unos vendidos, luego se quejan de que la sociedad los deja solos”. Este es el circulo que violenta el derecho a saber de la ciudadanía y que atenta contra la libertad de prensa. El mismo que no se rompió con la aprobación del dictamen de la ley de Publicidad Oficial. Con 15 votos a favor, 8 en contra y una abstención, los legisladores integrantes de la Comisión enviaron al pleno de la Cámara de Diputados la iniciativa de ley para regular la publicidad oficial, sin abrir el debate a las organizaciones que hacían propuestas en torno al tema. Para el Colectivo #Medios Libres el dictamen que se votará ante el pleno de la Cámara de Diputados no atiende los problemas que supone la publicidad oficial como mecanismo de control indirecto de las líneas editoriales, la asignación discrecional de recursos públicos millonarios, su uso para fines proselitistas, entre otros.

De ser así la apuesta es clara: se privilegian las complicidades y se premia al periodismo a modo, con una finalidad perversa para seguir manteniendo el control mediático. El objetivo es mantenernos inmersos en las mentiras, envueltos en los distractores, confundidos, y porqué no hasta sembrar la semilla del enojo y el descontento para inhibir cualquier deseo de cambio.

En las sociedades democráticas es indispensable la participación ciudadana para la construcción de políticas públicas que buscan el bienestar colectivo. Los diputados dejaron pasar una vez más la oportunidad de abrir el debate y poner freno a la corrupción que surge del condicionamiento de la prensa en México.


Twitter: @nonobarreiro

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.