• Regístrate
Estás leyendo: Voto inteligente
Comparte esta noticia
Sábado , 15.12.2018 / 18:04 Hoy

Columna de Juan Noé Fernández Andrade

Voto inteligente

Juan Noé Fernández Andrade

Publicidad
Publicidad

Dentro de nueve días los mexicanos saldremos de nuestras casas para acudir a votar por alcaldes (en Coahuila), y por gobernadores, diputados federales y senadores. 


Quienes vayamos a las urnas estaremos buscando darle un giro a nuestra historia y votar de los mandos de elección a los partidos y las autoridades surgidos de sus siglas que no se cansan de traicionar la credibilidad, pero ante todo la confianza de la gente que los llevó a esos cargos.


Un sufragio histórico será el del domingo 1 de julio. Pros y contras participan en estos comicios, y sí, el voto así es, un riesgo. La democracia así lo establece.


Por eso, mueve a risa, a enojo, pero también a coraje y decisión, el que algunos digan que si se vota por la coalición “Juntos haremos historia” -que podría derrotar al PRI y al PAN-, será un voto irreflexivo, poco inteligente, que entonces se votará con el hígado y que México perderá y se tambaleará en diversas áreas de la vida nacional. ¿No hemos perdido tantísimas cosas ya? ¿Cabe este disparate en el ánimo de los votantes? ¿Hay temor de que el país empiece, ahora sí, a tener otro rumbo menos lastimoso e hiriente para casi 60 millones de pobres que sobreviven a lo largo y ancho de la república? ¿Si voto por López Obrador soy un estúpido? ¿Si hago un voto diferenciado dependiendo del cargo y del candidato(a) soy un imbécil?


Tengo 58 años de edad, 40 escribiendo en periódicos, poco más de 35 haciéndolo en Coahuila. Conozco casi todo el país y los problemas más sentidos y dolorosos provocados por los gobiernos locales y federales están en las 32 entidades, ninguna se salva.


Cierto, en unas son más visibles los estragos de la ineptitud, ineficiencia, corrupción, engaños, demagogia, compadrazgos, traiciones, nepotismo, injusticia, violencia e inseguridad. Este México está herido.


Las elecciones son ocasión magnífica de darle un vuelco a nuestra historia. Seamos inteligentes, votemos con base en la realidad. La realidad manda. 


Para Coahuila sería mejor que pierda el PRI, que no llegue a Los Pinos. Sólo así el gobernador podrá sacudirse la herencia maldita que le dejó el moreirato. 



ferandra5@yahoo.com.mx

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.