• Regístrate
Estás leyendo: "The Schock"
Comparte esta noticia
Lunes , 25.06.2018 / 01:07 Hoy

"The Schock"

Publicidad
Publicidad

Pensamos que son los títulos, pero en realidad son los instintos. La carrera de cualquier franquicia deportiva está marcada por momentos, decisiones y jugadas que cambian la historia de un equipo. En esa línea del tiempo compuesta de errores y aciertos; milagros y tragedias; héroes y villanos; es donde el deporte encuentra el sentido. Le sucedió a los Acereros de Bradshaw y Harris con la Inmaculada Recepción; a los 49ers de Montana con The Catch; a los Dodgers con un home run del lesionado Kirk Gibson; al United de Sheringham y Solskjaer que arrebató al Bayern una Champions en el último minuto; o los Toros de Chicago del legendario Michael Jordan con aquel lanzamiento contra los Cavaliers que inmortalizó como The Shot. Ayer correspondió a los Vikingos de Minnesota, un equipo del polo norte, modificar el orden de las cosas. Contrarreloj y contracorriente, fueron capaces de convertir la más triste de sus noches, en parte de su memoria histórica: 10 segundos por los últimos 57 años. La jugada en la que Case Keenum, un mariscal de campo fuera del sistema, encuentra a Stefon Diggs; conmovió a una ciudad que durante algunos minutos se mantuvo en estado de shock. Pocas veces puede disfrutarse tanto de un estadio, desde la televisión. La conexión Keenum-Digs consiguió electrizar a todo el que se encontrara pendiente del partido: el pase, la recepción bien pegada a la línea, el error en la defensa y el delirante recorrido a la zona de anotación, son el tipo de acontecimientos que dejan secuelas: una victoria inolvidable que modifica la historia y causa afición. Esta jugada reclutó un puñado de fanáticos camino al Super Bowl; si los Vikingos de Minnesota logran coronarla con un título, tendrá poderes milagrosos el resto de sus vidas.

josefgq@gmail.com

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.