• Regístrate
Estás leyendo: Cambios para ganar el 2018
Comparte esta noticia
Miércoles , 19.09.2018 / 02:26 Hoy

Estira y afloja

Cambios para ganar el 2018

J. Jesús Rangel M.

Publicidad
Publicidad

El mensaje del presidente Enrique Peña Nieto ya es histórico y de referencia obligada. Delineó políticas públicas innovadoras, como un nuevo esquema presupuestal que atenderá prioritariamente el combate a la pobreza, a pesar de la baja en los ingresos fiscales, y acelerará el desarrollo de la infraestructura nacional con novedosos instrumentos financieros para captar flujos de capital privados.

En otras palabras, en los próximos tres años se atenderá con todo la obligación constitucional de mejoría social en educación y salud, y se fortalecerán los programas para disminuir la pobreza sin el temor de faltantes en recursos públicos. La multimillonaria caída de ingresos petroleros y otros commodities será enfrentada con inversión privada y fondos del retiro, y no con déficit en las finanzas o deuda externa.

El Presupuesto de Egresos de la Federación 2016 que se presentará a la Cámara de Diputados deberá seguir ese criterio y marcará el cambio histórico. Sin duda esta fórmula dará resultados, y estoy convencido que es el arma política para que el PRI gane las elecciones presidenciales en 2018.

Más dinero para el bienestar de la población y contra la desigualdad social para romper la tendencia de la pobreza sin acciones populistas, demagogia o soluciones falsas. Se aplicará la estabilidad macroeconómica, la disciplina financiera, la austeridad, la baja inflación y el combate a la corrupción, entre otras herramientas.

Es un gran anuncio nunca antes planteado.

Le recuerdo que durante su presidencia, José López Portillo abusó de prácticas populistas. En mayo de 1982 decretó tres tipos de salarios para enfrentar la alta inflación, la crisis derivada de la caída de ingresos petroleros, la inestabilidad en el tipo de cambio, la fuga de capitales, los pagos extraordinarios por la abultada deuda externa y la pérdida acelerada del ingreso familiar.

Ayer se enterraron esas tentaciones de política pública.

Por cierto, en el mensaje presidencial se anunció la emisión de bonos de infraestructura educativa en la Bolsa Mexicana de Valores, de fideicomisos de infraestructura en bienes raíces (Fibra) y de certificados de proyectos de inversión, algo similar a los conocidos certificados de capital de desarrollo (Cecade).

Para dimensionar su importancia le comento que mediante los Fibra se han financiado proyectos por 138 mil millones de pesos desde que se lanzó la primera emisión, en marzo de 2011, y con los Cecade se han aportado 84 mil 370 millones a diversos proyectos.


jesus.rangel@milenio.com

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.