• Regístrate
Estás leyendo: Redes sociales, el nuevo blindaje electoral
Comparte esta noticia
Martes , 20.11.2018 / 14:06 Hoy

Panóptico

Redes sociales, el nuevo blindaje electoral

Javier Sepúlveda

Publicidad
Publicidad

Concluyeron oficialmente las campañas. Lo que sigue es esperar al domingo para ejercer el sufragio en la casilla que nos corresponda.

No sabemos cuál será el porcentaje de ciudadanos que ejercerá su derecho para elegir presidente de la República, senadores, diputados federales, diputados locales, alcaldes y gobernadores de nueve estados.

Lo que sí sabemos es que las campañas que acaban de concluir son las más motivadoras en la historia reciente del país, gracias a los millones de intercambios de fotos, videos, discursos, memes y demás recursos disponibles a través de un smartphone.

Gracias a este intenso intercambio, por primera vez entró en la discusión política ese segmento de gente que siempre permanecía apática y que prefería guardar sus preferencias para el momento privado de estar en la casilla, frente a la boleta.

En este proceso no es el caso. También en cualquier restaurante, café, fonda o taquería, las pláticas siempre derivan hacia el tema electoral, multiplicado a su máxima expresión a través de las redes sociales.

En los viajes en taxi, en la inevitable conversación con el conductor, casi siempre fue el tema en los últimos tres meses y pocos hablan de los aspirantes locales. Sus charlas invariablemente se dirigen hacia los candidatos presidenciales.

Quieren saber por quién votará su pasajero y si no coincide con su decisión, se enfrascan en tratar de convencerlo.

Las reuniones sociales son otro termómetro para medir la temperatura política. Hay una fiebre por discutir cuál es el mejor, o el menos peor de los abanderados a la Presidencia de la República, pero también se ponen en la mesa las condiciones sociales y económicas del país.

Surgió de pronto el interés por estos tópicos, por cómo estamos y cómo podríamos estar con tal o cual opción política.

Ya no es la ideología, ni la lucha de clases, es simplemente el efecto de las redes sociales en una sociedad que de pronto descubrió su poder y gracias a ello serán las elecciones mexicanas con mayor cobertura mediática de la historia

Otra vez, la comunicación empuja los grandes cambios y enriquece la democracia.

javier.sepulveda@milenio.com

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.