• Regístrate
Estás leyendo: Mayweather en el Noa Noa
Comparte esta noticia
Domingo , 16.12.2018 / 05:00 Hoy

Política cero

Mayweather en el Noa Noa

Jairo Calixto Albarrán

Publicidad
Publicidad

La lógica Mayweather —inspirada en la filosofía del PRIcámbrico temprano— aplicada en su más reciente show cómico-fársico-venial, de donde salió obviamente triunfante al pelear con un luchador al que no le enseñaron a boxear y que no podía luchar, se ha puesto de moda. Tan así, que Mr. Money ya busca para su próxima confrontación a un beisbolista sin bat, un mirrey sin guaruras o un político sin fuero para no perder lo invicto.

La idea no es nada nueva. Para ejemplo tenemos el comunicado de la SRE donde le da, como dicen los paleros, “puntual respuesta” al clásico tuit pasivo-agresivo de Donald Trump, quien le dice “quítate que ahí te voy” a Laura Flores en lo que al melodrama ranchero se refiere. Se le explicó que México no es el país más peligroso del mundo (acá lo que hay es bullying, pero no matazones), que todo es culpa de los gringos (ni que aquí se sigan sus políticas prohibicionistas como palabra de Dios), que ellos son los malos de la película, papá (para nada las dudosas políticas gubernamentales en materia de inseguridad y combate al crimen organizado), que no se va a debatir en las redes sociales (no vaya a ser que se les vaya la onda y borren fotos incómodas, como la del Julión) y que los mexicanos no van a pagar por el muro (en el peor de los casos, se les aplicarán los abonos chiquitos para pagar poquito), y de paso lo que algunos entusiastas han denominado “cachetada con guante blanco”, cuando en realidad se buscaba curarse en salud al solidarizarse con el pueblo hermano de Estados Unidos por los destrozos del huracán Harvey y ofrecer el apoyo para auxiliar a las víctimas del terrible meteoro que dejó a Texas como las lluvias atípicas suelen dejar la Ciudad de México.

Very nice. Y para demostrar su aprecio y comprensión, el licenciado don Donald le concedió el indulto al sheriff Arpaio, un KKK sin capucha, que está por armar un decreto antidreamers.

Tanto jode Trump con lo del muro que deberíamos pagar por él, pero con la condición de que Gerardo Ruiz Esparza se encargue de la obra junto con Epccor y Aldesa para que aquello acabe lleno de socavones.

Como quiera que sea, ya no se sabe si Floyd imita al PRI y o el PRI a Mayweather, pues la misma estrategia a la que recurrió el campeón sobre el cuadrilátero es lo que ha ocurrido en la pelea entre el partido tricolor y Ricky Ricón Anaya, quien está acabando igual de madreado que McGregor por culpa de su gusto por la acumulación ordinaria de capital.

Lo bueno es que México, instalado en los primeros lugares en materia de impunidad, incluso por encima de Venezuela (cosa que ha logrado lo imposible: que el crimen organizado se desorganice por exceso de confianza), está en su momento, así que al final la pelea acabará en empate técnico, al ritmo del comal le dijo a la olla.

En el aniversario de Juanga, ahora más que nunca México es como el Noa Noa.

jairo.calixto@milenio.com
www.twitter.com/jairocalixto

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.