• Regístrate
Estás leyendo: Los "acarreados" de "Catémoc" Blanco
Comparte esta noticia
Sábado , 23.06.2018 / 15:56 Hoy

Política cero

Los "acarreados" de "Catémoc" Blanco

Jairo Calixto Albarrán

Publicidad
Publicidad

Hay pocas cosas lógicas en la vida. Una de ellas es que Kim Kardashian no entienda que ya está como para ponerse más ropa de la que se quita para hacer sus selfies, y la otra que Catémoc Blanco haya llevado para su homenaje en el Estadio Azteca a tres mil acarreados (no guaruras ni soldados como muchos sospechosistas creyeron) desde la hermana república autónoma de Cuernavaca, no fuera a ser que la banda americanista ya se hubiera olvidado del héroe que hizo de la cuauhtemiña (esa picardía que o culmina en una celebración de perrito meón o en un teibol, como dictan los cánones) una forma de vida.

Me pareció muy importante que mientras se le rendía pleitesía en su casa chica, el distinguido jugador, a través del acarreo también le ofreciera un homenaje a uno de los más viejos pilotes que sostienen al sistema político mexicano. En particular porque también le dio sentido y certidumbre a su papel de alcalde de la Ciudad de la eterna corruptela, y así demostrar que en muy poco tiempo este novato será un auténtico costal de mañas.

De esta manera, Blanco enaltece a su nueva profesión al practicar la feliz tradición del acarreo de fuerzas vivas que tanto y de qué manera ha fortalecido a la democracia mexicana, que es un contento. Y lo mejor fue que con la elegancia requerida, el Jorobadito (bueno, en realidad no está jorobado, él como el Camellito de Nosotros los pobres y Ustedes los ricos, tiene el corazón muy grande) agradeció con un tuit al Club América la amable donación de 3 mil boletos “para que mis amigos de #Cuernavaca pudieran venir al Azteca”.

Y es que él solo quería tener 3 mil amigos y así más fuerte poder jugar.

Él sí es una persona auténtica y nada falaz, como la supuesta hija del Chapo, que anda diciendo que su padre había hecho tratos con el gobierno mexicano. Algo imposible, impensable, como bien apuntó con sonrisa sardónica Renato Sales, comisionado Nacional de Seguridad, en conferencia de prensa. Todos sabemos que nuestros funcionarios y políticos están blindados contra cualquier intento de chantajes y maiceo del crimen organizado, pues son electropuros por nacimiento y vocación. Es más fácil que Fox no vuelva a hacer un chiste malo a que encuentren en México un político coludido con los malos de Malolandia.

Eso no pasará ni en el musical que seguro estrenarán sobre el livin’ la vida loca del Chapo, sobre todo ahora que un juez le dio un amparo para que no lo despierten cada cuatro a dar pruebas de vida. Que se conformen con que no esté haciendo un narcotúnel.

Quizá en su próxima despedida (ya ha dado más giras del adiós que Magneto, las Flans y OV7 juntos), el Cuau hasta embarace personalmente una urna en el medio tiempo, para ganarse el aplauso del respetable.

jairo.calixto@milenio.com

www.twitter.com/jairocalixto

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.