• Regístrate
Estás leyendo: Acumulación originaria de toxicidad
Comparte esta noticia
Sábado , 22.09.2018 / 01:16 Hoy

Política cero

Acumulación originaria de toxicidad

Jairo Calixto Albarrán

Publicidad
Publicidad

Cuando uno trae máscara antigás para poder sobrevivir a la atmósfera hostil de la Ciudad de México llega un punto en el que no sabes de qué va la cosa, se te nubla la vista y todo se vuelve extraño y mohoso. Quizá por ello la gente ha juzgado mal al city manager, Arne aus den Ruthen Haggen Dazs, al confundir un supuesto operativo contra sexoservidoras con lo que en realidad era seguramente la búsqueda de quórum para avivar una bonita fiesta VIP en Polanco.

Digo, no creo que, aun siendo de extracción panista, al polémico personaje le haya ganado el golpe de pecho para darles a las suripantas el mismo trato que a los guaruras del #LordMeLaPelas, quien afirmó que mientras sus guardaespaldas golpeaban a un conductor nomás no supo nada de nada.

A lo mejor Arne acababa de subir al Metro por culpa de la contingencia, que dicen que ya se acabó (pero con nuestras neuronas), y venía sacado de onda, como el resto de los pasajeros, porque se había topado con un bonito grupo de legisladores acompañados por sus achichincles. Dicen que la gente se cuidaba las carteras, escondía sus bolsas y pedía a gritos unos policías veracruzanos. La parte más tierna se dio cuando estos políticos se tomaron su selfie en el Metro como si fuera una de las montañas rusas de Disneylandia. Lo peor fue cuando vieron a Camacho Quiroz, pues se precipitaron los desmayos y algunos hasta se pusieron más locos que el góber de Aguascalientes, que le gritó a un funcionario aquello de "¡Qué la chingada! ¡¿Qué, tengo que venir a ponerlo yo!?".

Y lo peor es que lo hizo enfrente de la gentil Chayito Robles, que no está acostumbrada a esa clase de tratos. Ese sujeto está incluso peor que el Chapitas Eruviel, que en medio de la contingencia decidió cerrar los basureros del Edomex —los que reciben desechos, no donde se hace política, no sean mal pensados— nomás por joder a Mancera, olvidándose de los millones de mexiquenses que vienen por acá a laborar y que algo han de haber aportado para lograr esta acumulación originaria de la toxicidad.

Quizá sea momento de que nuestros grandes héroes de la lucha contra los imecas dejen en paz su sección "Así o más populistas", nos dejen en paz y se vayan dormir como El Chapo, que, según ha dicho don Renato Sales, duerme como ex góber de Sonora.

Creo que me voy a dejar otro rato mi mascarita sagrada.

jairo.calixto@milenio.com
www.twitter.com/jairocalixto

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.