• Regístrate
Estás leyendo: Hoy se juega prestigio, dinero e ilusión
Comparte esta noticia
Martes , 13.11.2018 / 23:38 Hoy

Moneyball

Hoy se juega prestigio, dinero e ilusión

Jaime Rascón

Publicidad
Publicidad

El partido de hoy representa una oportunidad única, eso lo sabemos todos, pero también está en juego muchísimo dinero en varios frentes.
Para la televisión representa las enormes audiencias de la selección nacional, comparados con un interés mucho menor por unos octavos de final sin el Tri.


La lógica es que la clasificación de la selección mexicana representará una mayor inversión por parte de muchos anunciantes, tanto de aquellos que patrocinan al Tri, como de aquellos que se suben al tren mundialista con estrategias de mercadotecnia parásita; adidas sería otra de los más beneficiados de la posible clasificación debido a una mayor venta de camisetas, mientras que para las marcas que activaron su patrocinio con promoción ligadas al jersey de la selección, el pase a dieciseisavos también puede detonar mayor interés de compra y/o más transacciones.

La derrama económica se extiende hasta casos específicos como los impuestos que las aerolíneas tendrán que pagar por el derecho de salir desde la Ciudad de México hasta Rusia. La posible clasificación seguramente detonará muchos viajes a dieciseisavos y/o a la tan deseada ronda de octavos de final.

Sería irónico quedar eliminados otra vez por Alemania, a pesar de haber ganado a los teutones; la tristeza del “jugamos como nunca y perdimos como siempre” pudiera extenderse hasta la elección del próximo domingo.

Mientras que un resultado positivo pudiera repercutir en hasta mayores índices de votación por el patriotismo desencadenado.

Lo que sí dudo mucho es que el probable pase favorezca al candidato del gasolinazo, quien de forma oportunista y desesperada ha querido asociar su imagen a la de la Selección Mexicana de futbol.

La incertidumbre del resultado es una de las principales diferencias del marketing deportivo con la mercadotecnia tradicional y hoy puede ser un ejemplo que ilustra perfectamente las recompensas y los riesgos de una inversión en el deporte.

La clasificación implica un círculo virtuoso y una derrama económica con un crecimiento exponencial de impactos. La alternativa es tan desalentadora que no vale la pena ni explorarla, ya que me parece que la caída sería muy dura, debido a la gran ilusión que ha generado este representativo en particular.

En su momento, Jorge Valdano dijo: “el futbol es lo más importante entre las cosas menos importantes”. Desde mi trinchera, observo que con un evento tan importante en puerta como una elección y lo poco que ilusiona la misma, lo menos importante, el balompié y esta selección, se han convertido más que nunca en la catarsis de los mexicanos. Ojalá toda esa energía se transmita hoy a los once que nos representen en la cancha, ya que hoy miércoles en Rusia nos jugamos prestigio, dinero e ilusión.

Twitter • @jaimerascon

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.