• Regístrate
Estás leyendo: Ley Kumamoto
Comparte esta noticia
Lunes , 17.12.2018 / 06:46 Hoy

Radar

Ley Kumamoto

Jaime Barrera Rodríguez

Publicidad
Publicidad

Aunque la figura del diputado local independiente Pedro Kumamoto acaparó los reflectores, lo que en realidad validó ayer la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) fue la reforma constitucional que reduce el dinero que se dará a los partidos políticos en 2019, y que contra todos los pronósticos, votaron a favor la mayoría de los diputados y diputadas jaliscienses en junio pasado.

Como era de esperarse, hubo partidos que estuvieron en desacuerdo con esta reforma, y la impugnaron ante la SCJN. Fueron los del Partido Verde Ecologista de México, el Partido Nueva Alianza, y el partido Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), quienes alegaban inconstitucionalidad en la medida, demanda que rechazaron ayer la mayoría de los ministros.

La reforma, que convierte a Jalisco en la primera entidad en formalizar en su Constitución local un cambio de fórmula para reducir el dinero que se da a los partidos políticos, fue fruto del debate de la iniciativa que promovió Kumamoto y el Movimiento Wikipolítica conocida como #SinVotosNoHayDinero, y la propuesta que hizo a principios de año y luego del gasolinazo, el gobernador Aristóteles Sandoval, para eliminar el financiamiento público a los partidos en años no electorales. Aunque en distintos momentos los partidos políticos buscaron evadir esta discusión para prolongar lo más posible los millonarios presupuestos que dilapidaron siempre y de los que muchos se han enriquecido, el Legislativo de Jalisco sorprendió gratamente y en junio se logró esta reforma que fue respaldada ayer por la SCJN.

Sin duda es una buena noticia que llega en un inmejorable momento para revivir el debate a nivel nacional. No hay que olvidar, que este mismo año, los diputados federales abandonaron la sesión en la que se dictaminaría la conocida como Ley Kumamoto.

Aclarada ya su constitucionalidad, es momento de presionar nuevamente para que en este arranque de un nuevo periodo de sesiones en San Lázaro y en el Senado se agende el tema y se busque la posibilidad de disminuir los más de seis mil 788 millones de pesos que se repartieron los nueve partidos políticos con registro en México para sus campañas y precampañas del 2018. Esto pese a que en público los representantes de todos estos institutos políticos y sus diputados aseguran estar de acuerdo en reducir las prerrogativas, cuyos montos son ofensivos en un País con más de la mitad de la población viviendo en la pobreza. Urge acabar con ese inadmisible doble discurso.

Desde luego que así como se logró en Jalisco disminuir el gasto electoral a nivel local, lo mismo puede pasar en cada una de las entidades del País. Ese es el siguiente paso de Wikipolítica que buscará llevar la Ley Kumamoto a todos los Congresos locales con el apoyo de la red de organizaciones sociales que tienen ya en todo el País. Lo que pasó ayer en la Corte, les representa un gran impulso para lograr esta tarea que, sin duda, ayuda a redignificar la política en este País. Enhorabuena.

jaime.barrera@milenio.com

twitter: @jbarrera4

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.