• Regístrate
Estás leyendo: Poblanos: de preciosos a ‘huachicoleros’
Comparte esta noticia
Viernes , 21.09.2018 / 21:08 Hoy

Golpe bajo

Poblanos: de preciosos a ‘huachicoleros’

Iván Tirzo Santos

Publicidad
Publicidad

Por camaradería o sarcasmo, el mote de "poblano huachicolero" va en aumento. Cada vez es más común que en otros estados haya gente que se refiera así, a quienes somos originarios de la tierra del chile en nogada, las chalupas y las cemitas.

Quienes han viajado recientemente dentro del país, se han encontrado con ese cálido recibimiento.

Por costumbre, en cualquier parte, las personas preguntan ¿de dónde son? a quienes escuchan con un acento diferente.

Compañeros de trabajo, quienes hace unos días recorrieron el estado de Sinaloa, se encontraron con personas que los recibieron con el cada vez más típico término de "huachicolero".

"No se molesten, es de amigos, a nosotros no nos disgusta que a todos los de Sinaloa nos digan que somos narcos, aunque no todos lo seamos. Pero en las noticias dicen que en Puebla es donde más robo de gasolina hay", fue la justificación de una persona de aquella entidad a los visitantes.

¿Hasta cuándo?

Por muchos años o décadas, los poblanos vivimos con el acrónimo de "pi-po-pes", hasta que Mario Marín logró ponerle fin con el escándalo de su conversación telefónica, donde se escucha al empresario Kamel Nacif decirle: "Mi góber precioso; mi héroe, chingao; no, tú eres el héroe de esta película, papá".

A partir del año 2006, en México los poblanos fuimos bautizados como los "preciosos".

El término fue redituable en términos electorales en el año 2010 para Rafael Moreno Valle, quien en campaña ofreció cambiar ese concepto por el del poblano trabajador y que le sirvió para acabar con la dictadura del PRI en el estado.

Los seis años posteriores fueron suficientes para cambiar el "poblano precioso" por el "poblano huachicolero", como lo dicen las letras de los "huachicorridos" que se escuchan en el "Triángulo Rojo".

Los anteriores dos sexenios heredaron algo más que los motes; dejaron una entidad con aumento en feminicidios, robo de combustible, homicidios, asalto a trenes, violencia en los municipios.

Pese a que su periodo de gobierno es muy corto, el gobernador, Antonio Gali, ha dado muestra de querer combatir todos los problemas heredados.

Primero, pactó con la federación combatir las bandas de chupaductos, disminuyendo en pocos meses el robo de gasolina en el "Triángulo Rojo". Y en esta semana fue el programa "De una vez por todas", con el cual seguramente en breve habrá resultados positivos.

tirzoivan@gmail.com

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.