• Regístrate
Estás leyendo: La victoria de MVS
Comparte esta noticia
Domingo , 27.05.2018 / 14:39 Hoy

De medios y otros demonios

La victoria de MVS

Israel Martínez

Publicidad
Publicidad

Dos batallas legales se resolvieron en 24 horas favorablemente para el grupo MVS. La primera, un amparo que había obtenido Televisa para evitar que Dish pudiera distribuir la señal de sus canales de transmisión gratuita y, la segunda, sobre la disputa por los derechos de uso de la banda de 2.5 gigahertz (Ghz).

Se debe entender la complejidad de ambos casos en su respectivo contexto para que, antes de caer en el error de emitir una opinión sin argumentos, se pueda comprender la amplitud de esta situación.

En el primer caso, resulta que luego de la reforma en telecomunicaciones las empresas de televisión de paga quedaron en libertad de retransmitir, a través de su señal, los canales de la televisión abierta sin que, por ello, tengan que pagar por dicha retransmisión.

Ello abrió la puerta a Dish, empresa del grupo MVS, para volver a transmitir los canales que Televisa le había prohibido como una forma de presentar una oferta que le diera ventaja comercial para su servicio de televisión satelital Sky negándole a la competencia los derechos para transmitir su programación.

Televisa presentó un amparo argumentando que las empresas que retransmitieran su programación debían pagarle por ello, a pesar de que la señal fuera abierta y de acceso gratuito para la población.

Desde el momento en que se presentó dicho amparo los especialistas hicieron notar que no habría forma de que Televisa ganara ese pleito porque era un tema que ya se había incluido en la Constitución, por lo tanto la empresa de Emilio Azcárraga debía acatar la ley; por lo que el sobreseimiento del amparo es más que lógico.

El segundo tema es más complejo aún. Hace algunos años, antes de que los científicos descubrieran que la banda de 2.5 Ghz es la ideal para la transmisión datos de Internet, el gobierno mexicano concesionó este espectro radioeléctrico a MVS por un monto muy bajo, dado que no se le veía algún uso.

Con el avance tecnológico y una vez que Televisa se aliara con Iusacell, se inició una batalla legal contra MVS por el uso de la banda de 2.5 Ghz que se definió este 18 de septiembre a favor de la empresa de la familia Vargas.

A pesar de la suspicacia pública que vincula el fallo al despido de Carmen Aristegui de MVS, fue la propia locutora (cuando trabajaba en dicha empresa) quien presentó el hecho como un intento de Televisa y del gobierno de afectar a la empresa de la familia Vargas explicando la legalidad de la concesión a Joaquín Vargas.

No hay, entonces, más vueltas que darle. Más allá de lo que se quiera creer, la decisión en tribunales es apegada a derecho y nada tuvo que ver el despido de Aristegui de MVS... fue la misma locutora quien así lo hizo ver en su momento.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.