• Regístrate
Estás leyendo: Francisco: ante los transgénicos, “cautela” /y II
Comparte esta noticia
Martes , 25.09.2018 / 17:09 Hoy

Daños colaterales

Francisco: ante los transgénicos, “cautela” /y II

Irene Selser

Publicidad
Publicidad

En su histórica encíclica de casi 200 páginas sobre el cambio climático Laudato Si (Alabado Sea) , el papa argentino Francisco llama a una “audaz revolución cultural” en todo el mundo para intentar salvar al planeta y a quienes niegan que el recalentamiento de la Tierra sea un asunto grave, les recuerda que “hay un consenso científico sólido” de que se trata de un fenómeno no solo irrefutable, sino producto mayormente de la actividad humana; es decir, que se puede revertir si hay voluntad política.

En otra columna volveremos sobre el contenido general de la encíclica presentada el 18 de junio, pero sobre el tema de los cultivos transgénicos (OGM) el Papa no desperdicia la ocasión para insistir, de la mano de una amplia bibliografía de expertos en el tema, en el riesgo ya constatado en varios países de la tendencia con los OGM “al desarrollo de oligopolios en la producción de granos y de otros productos necesarios para su cultivo”. La dependencia se agrava “si se piensa en la producción de granos estériles que terminaría obligando a los campesinos a comprarlos a las empresas productoras”.

Francisco exhorta a mantener sobre los OGM “una atención constante, que lleve a considerar todos los aspectos éticos implicados”. Para ello, “hay que asegurar una discusión científica y social que sea responsable y amplia, capaz de considerar toda la información disponible y de llamar a las cosas por su nombre”.

“A veces —añade— no se pone sobre la mesa la totalidad de la información, que se selecciona de acuerdo con los propios intereses, sean políticos, económicos o ideológicos. Esto vuelve difícil desarrollar un juicio equilibrado y prudente sobre las diversas cuestiones, considerando todas las variables atinentes.”

Por lo mismo, afirma, se requieren “espacios de discusión donde todos aquellos que de algún modo se pudieran ver directa o indirectamente afectados (agricultores, consumidores, autoridades, científicos, semilleras, poblaciones vecinas a los campos fumigados y otros) puedan exponer sus problemáticas o acceder a información amplia y fidedigna para tomar decisiones tendientes al bien común presente y futuro”. Y dado que es un tema ambiental complejo, su trato “exige una mirada integral de todos sus aspectos, y esto requeriría al menos un mayor esfuerzo para financiar diversas líneas de investigación libre e interdisciplinaria que puedan aportar nueva luz”.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.