• Regístrate
Estás leyendo: Las nuevas “promesas”: Obligados
Comparte esta noticia
Sábado , 21.07.2018 / 21:14 Hoy

El blitz del lunes

Las nuevas “promesas”: Obligados

Herberto de la Rosa

Publicidad
Publicidad

En este inter sin juegos vemos el show mediático para promover a los “nuevos” valores, y va entre comillas porque, como ya comenté en otra ocasión, estos muchachos tienen en muchos casos hasta 18 años jugando, visto académicamente, en ese lapso se pueden terminar hasta 4 carreras profesionales por lo que el término “rookie” es un mero simbolismo de bienvenida a la liga suprema, de nuevos en el juego, ellos no tienen nada.

Y sustento mi dicho bajo la prueba frecuente que dan en su incorporación estos talentos para ocupar puestos directos cómo titulares, hasta hace 10 años un recién ingresado esperaría entre 2 y, en varios casos, hasta 5 años para entrar al cuadro principal y en porcentaje más de dos tercios jamás lo logran. Salvo excepciones de las primeras rondas del draft que son las máximas estrellas de cada generación, era rarísimo ver a un novato de primer año en el campo a menos que fuera por lesión o baja de juego del titular.

Hoy eso ha cambiado radicalmente, independientemente de cómo fue adquirido, un novato tiene altas posibilidades de ser titular, ejemplos sobran incluso con casos de quiénes llegaron y fracasaron desaprovechando la oportunidad de su vida como paso con Johnny “football” Manziel quién de ser la gran esperanza fallo tanto en la cancha como en lo personal al grado que paso de ser primera selección a un desaparecido en la NFL.

En cambio hay historias de quienes han llegado el supertazon en pañales en la liga, tenemos a Rusell Wilson con dos apariciones en el gran juego en sus primeros años al igual que lo hizo Cam Newton, hay otros con grandes campañas como Derek Carr, Carson Wenz y Jared Geoff entre los cuales seguro saldrá un campeón próximamente.

Y los tristes son los ejemplos de quienes iniciaron bien y se han ido quedando a medias por lesiones o muy mala suerte como Andrew Luck y Robert Griffin III.

La expectativa de muchos equipos ya no es formar jugadores, esperan que el colegial se los entregue listos para ser hombres clave, la presión debe ser mucha y el tiempo de prueba es tan corto que a veces no rebasa el mismo campamento de verano, hay quienes jamás verán un kick off, el filtro es fiero y despiadado, esta liga está diseñada para ofrecer lo mejor, la piedad y el nepotismo no tienen lugar ni prevalecen jamás sobre un buen jugador, así la NFL es tan competitiva. Veremos las historias de los nuevos talentos.

Y de ahí… A lo que sigue.

beto@eluno.mx

@herbertodlarosa

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.