• Regístrate
Estás leyendo: Mi bici y un trozo de piel
Comparte esta noticia
Jueves , 18.10.2018 / 01:14 Hoy

El Manubrio

Mi bici y un trozo de piel

Héctor Zamarrón

Publicidad
Publicidad

Nada más impactante que el desnudo en público. No importa si es el propio o es ajeno, la piel sin cubrir mueve a reacciones inmediatas.

A Ciudad de México la ha desnudado el fotógrafo Spencer Tunick y sus habitantes no pueden dejar de comentar las manifestaciones de los 400 pueblos y en especial de sus mujeres que, chichis al aire, demandan atención lo mismo en Bucareli, que en el Eje Central.

Ahora son los organizadores del movimiento World Naked Bike Ride, quienes quieren ser vistos y atraer miradas hacia sus causas: cuestionar la excesiva dependencia de combustibles fósiles, fomentar el respeto al ciclista y al peatón y promover el uso de la bicicleta.

Con su desnudez y fragilidad harán su manifestación, una fiesta que busca subvertir los cánones usuales del cuerpo porque, como diría Foucault, en el cuerpo desnudo se escribe la realidad social.

En Morelia, por ejemplo, la primera vez que se hizo esta manifestación 17 participantes terminaron en la cárcel, ante el juez de paz por haberse desnudado en público.

En la capital del país, ciudad con mayor tolerancia a las manifestaciones (vaya que lo sabe la CNTE), los ciclonudistas no han corrido con tan mala suerte, más bien al contrario.

Desde temprano llegan artistas para cubrir los cuerpos con apenas unos trazos de pintura, consignas, bicicletas dibujadas, es el bodypainting que también busca impactar, a su manera con un “Ahora sí me ves”, una de las frases célebres más usadas.

El movimiento nació hace 14 años en Vancouver, Canadá, y desde el siguiente año se realiza en Ciudad de México, Puebla y Guadalajara, entre otras ciudades.

Los primeros años consiguió portadas en los diarios y reportes en las televisoras. Ahora, sigue la cobertura periodística aunque el interés de los medios ya no es idéntico.

El objetivo, cuentan sus organizadores, es crear conciencia sobre la vulnerabilidad de los ciclistas en medio del tráfico, a la vez propone el uso de la bicicleta como transporte autosustentable, debido a sus múltiples beneficios.

El próximo sábado 9 de junio, en el Monumento a la Revolución se reunirá el contingente que saldrá al mediodía y volverá al mismo punto.

Quizá por ahí nos veamos, en la bici, mostrando un trozo de piel.

hector.zamarron@milenio.com
@hzamarron

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.