• Regístrate
Estás leyendo: La mejor herencia del mundo
Comparte esta noticia
Martes , 17.07.2018 / 04:31 Hoy

Columna de Héctor Gutiérrez de la Garza

La mejor herencia del mundo

Héctor Gutiérrez de la Garza

Publicidad
Publicidad

¿Qué ocurre en la vida de una comunidad educativa cuando mejoramos un plantel escolar? ¿Cómo impacta en la motivación de los alumnos para estudiar y en las oportunidades que tendrán en el futuro? Nuestra experiencia al frente del Instituto Nacional de la Infraestructura Física Educativa, INIFED, nos ha demostrado que es una transformación de fondo en la vida de niños, niñas, jóvenes y padres de familia.

Hemos sido testigos de cómo el programa de mejoramiento de infraestructura educativa más ambicioso de las últimas décadas en México, Escuelas al CIEN, está cambiando la vida de millones de estudiantes al entregarles un mejor plantel con seguridad en sus estructuras, con sanitarios dignos, con mobiliario, con equipamiento suficiente y muchas otras mejoras, como la instalación de bebederos de agua potable, siendo el único programa del gobierno federal que la proporciona gratuitamente. Con todo ello, cambiamos el ambiente, la atmósfera, la sensación de vida que se respira en cada escuela. Una escuela renovada no sólo mejora la seguridad o la funcionalidad de un espacio, sino que influye directamente en el sentimiento y la motivación de nuestros estudiantes.

Instituciones internacionales lo avalan. Según el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), la calidad de la infraestructura escolar es uno de los factores determinantes en el proceso de aprendizaje de una persona. Para el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF), las aulas no son simplemente el lugar donde se lleva a cabo el proceso pedagógico, sino lugares esenciales en la vida de un estudiante, porque la convivencia que experimentan ahí, es referente del tipo de relaciones que después se reflejarán en toda la comunidad. El plantel educativo es realmente un segundo hogar para el alumno. Y por ello debe de tener las condiciones más dignas.

Al llegar a dirigir el INIFED, una institución del Gobierno Federal que es conocida por muchos como la "fábrica de escuelas", nos encontramos con una problemática no atendida por mucho tiempo, y que el Presidente Peña señaló desde el inicio de su administración: miles de planteles educativos a lo largo del país tienen unas condiciones de mantenimiento lamentables. Por muchos años, se apostó a un fin de justicia social de lo más válido: extender la cobertura educativa a todo el país. Sin embargo, en éste camino se privilegió la cantidad de lo nuevo sobre el mantenimiento de lo ya construido.

Ante esta situación, había que dar resultados prontos y eficientes al mejoramiento de la infraestructura. Para mejorar la calidad educativa tenemos que empezar con una escuela digna. Se requería para ello un espíritu muy práctico, así como decimos en mi querido Nuevo León, ponerle todos los kilos, como bien lo sabemos hacer. Por ello, con el liderazgo del Secretario de Educación, Aurelio Nuño, emprendimos, en diciembre de 2015, el programa Escuelas al Cien, que en el período 2015–2018 mejorará los 33 mil planteles educativos en peores condiciones en el país.

Con éste programa beneficiaremos a casi 6 millones de alumnos de educación básica, media superior y superior en zonas urbanas, rurales e indígenas de todo el país. Escuelas al CIEN mejorará una de cada cuatro escuelas de educación pública en México. Es una inversión extraordinaria de 50 mil millones de pesos que ya estamos aplicando por el bien de los niños, las niñas y los jóvenes de México. A lo anterior se debe agregar que el programa tiene un diseño de total transparencia, siendo los propios padres de familia quienes nos ayudan a certificar que las obras acordadas queden hechas con la calidad y el presupuesto convenido.

Más allá de estos números, que son históricos sin duda, lo esencial es la experiencia viva de las comunidades educativas que reciben los beneficios. Pudimos atestiguarlo en la entrega de las instalaciones mejoradas de la escuela Secundaria No. 9, "Carlos Fuentes Macías", en el municipio de Juárez, Nuevo León. Los niños literalmente brincaban de alegría al recibir su nueva escuela, que antes estaba en pésimas condiciones y que ahora tiene mejores instalaciones. Es difícil describir la emoción que sentían los niños y con ellos todos los que estábamos ahí, fue una experiencia extraordinaria y ejemplos como éste nos estimulan a seguir dando resultados.

En el INIFED hemos asumido éste compromiso con mucha pasión y estamos convencidos que vamos a hacer historia. Con Escuelas al CIEN, la educación pública sale fortalecida. Nuestros estudiantes tendrán una vida con más oportunidades que la que tuvieron sus padres. Es la mejor herencia que les podemos dejar.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.