• Regístrate
Estás leyendo: "Extravaganza" republicana
Comparte esta noticia
Sábado , 26.05.2018 / 05:20 Hoy

Día con día

"Extravaganza" republicana

Héctor Aguilar Camín

Publicidad
Publicidad

Hasta el momento hay 12 personas que han declarado su interés de competir por la candidatura del partido republicano a la presidencia de los Estados Unidos. Ooops! El cupo es de 10.

Entre los contendientes republicanos se llegan a decir como verdades reveladas cosas que derrotan la imaginación. Demuestran que en materia de política y creencias nada es imposible.

Hemos oído hace poco a Donald Trump: “Construiré un gran muro en nuestra frontera sur y haré que lo pague México”.

El senador Ted Cruz, sobre la jihad del matrimonio gay contra el matrimonio bíblico: “Vemos la jihad que se libra hoy en Indiana y Arkansas, contra creyentes de la enseñanza bíblica de que el matrimonio es la unión de un hombre y una mujer”.

El senador Marc Rubio sobre lo mismo: “En una época en que la familia americana está amenazada como nunca antes, redefinirla como distinta a la unión de un hombre y una mujer solo garantiza debilitarla como institución de crianza de los niños y protectora de valores”.

El senador Rand Paul sobre las vacunas: “He oído muchos casos trágicos de niños normales que presentan profundos desórdenes mentales después de recibir vacunas”.

El propio senador Paul contra la mentira: “Nunca miento. Pero a veces mal informo. Es una gran táctica”.

El ponderado Ben Carson, neurocirujano retirado, afroamericano: “Creo que el Obamacare es lo peor que le ha sucedido a este país desde la esclavitud”.

El ex gobernador de Arkansas Mike Huckabee: “Caminamos rápidamente hacia la criminalización de la cristiandad.”

Rick Perry, ex gobernador de Texas: “En Texas enseñamos por igual el creacionismo y la evolución”.

Rick Santorum, ex senador: “El presidente Obama quiere que todo mundo vaya a la universidad. Qué esnob! Entiendo por qué: quiere que todos se le parezcan”.

En el torneo de creencias desmesuradas, el gobernador de Florida, Jeb Bush, solo declara que los inmigrantes son “más fértiles” que los americanos. Quiere decir que tienen más hijos, pero lo que dice es que son biológicamente distintos.

Supongo que hay extravagancias equivalentes del lado demócrata, pero éstas de los republicanos merecen por derecho propio, como decía aquel, la gloria de la repetición.

hector.aguilarcamin@milenio.com

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.