• Regístrate
Estás leyendo: Un nutriólogo para ‘Marcos-Galeano’
Comparte esta noticia

Uno hasta el fondo

Un nutriólogo para ‘Marcos-Galeano’

Gil Gamés

Publicidad
Publicidad

Repantigado en el mullido sillón del amplísimo estudio, Gil veía pasar las primeras escenas públicas de 2019. Su periódico MILENIO dio noticia de los 25 años que han pasado desde que el EZLN se levantó en armas para derrocar al gobierno de Salinas en aquel inicio del fatídico 1994.

Vestidos de pantalón verde y camisa café, encapuchados, con un paliacate al cuello y armados con modestas macanas, este pequeño ejército congelado en el tiempo y condenado a la miseria dio a conocer al mundo un comunicado leído por el subcomandante Moisés en el cual el EZLN se opone a los proyectos del presidente Liópez Obrador.

El EZLN no permitirá que pase por esas tierras ese “proyecto de destrucción”. Moisés acusó al Presidente de ser “mañoso”: “Hace creer que está con el pueblo de México, al que sigue engañando, como lo hace con los pueblos originarios, a quienes demuestra respeto y se hinca ante la madre tierra, pero nosotros no le creemos”.

Por cierto, Gilga vio al ex subcomandante Marcos, hoy neo Galeano con ojos de plato, o bien ojiplático (gran palabra), como usted quiera y mande, pero la verdad es que los pelos se le pusieron de punta. Le urge una nutrióloga a este guerillero posmoderno, como lo llamó en sus días de gloria y no sin cinismo el escritor Carlos Fuentes. Marcos ha ganado peso, Gil calcula unos 18 kilos, por lo bajo. En las fotografías, Marcos-Galeano camina entre su pequeño ejército con un silbato y una macana dando órdenes gordas.

Gilga lo entiende, años de no hacer nada, meciéndose en la hamaca: Moisés tráete las chelas y las gorditas, vamos a diseñar nuestro futuro político. Consecuencia: no hay futuro político y sí muchos kilos de más. Este sí es un auténtico camaján, Presidente. ¿Hermann? Vente a comer unas quecas y a echar un tequila, esto es un velorio, por aquí no pasa ni el viento. El tiempo le ha dado una bofetada a Marcos-Galeano, ex sex symbol de los y las radical chic. Vamos a mandarle una postal a Emmanuel Mitterrand.

¿Qué hacer?

Las vidas que da la vuelta: el EZLN contra el gobierno de Liópez Obrador. ¿Tenemos problemas en el templo? ¿Y todos los admiradores del guerrillero gordo? ¿Simplemente fingirán amnesia? Gamés considera que se puede ganar peso en casi cualquier profesión y oficio, pero ¿un guerrillero? Como si un deportista compitiera con veinte kilos de sobrepeso. El Che lo mandaba fusilar sin mayor investigación: fusilen al goldo fanfarrón. Y adiós a nuestro guerrillero-escritor-humorista-líder-defensor de los indígenas. Sí, cómo ño.

¿Qué hacer con las páginas y páginas que su periódico La Jornada le regaló a Marcos para que escribiera sus fábulas demagógicas e impresentables? ¿Caerán en el olvido? Aquella foto de Carmen Lira arrobada entrevistando a Marcos ¿se guardará bajo siete llaves? Y los escritores, no pocos por cierto, que simpatizaron con ese movimiento, ¿olvidarán su viaje a la Realidad, Aguascalientes? Ah, el tiempo horrible testigo.

Por lo que Gilga puede otear, ninguno de esos escritores ha puesto una palabra en papel o pantalla. Monsiváis charla en este momento con Del Paso (otro entusiasta del EZLN), nos ha abandonado, pero a Gamés le hubiera gustado saber su opinión acerca de la feroz oposición del EZLN a los proyectos del presidente Liópez Obrador. Caramba, y las fotografías del entonces líder social Liópez, Cuauhtémoc Cárdenas y Rosario Ibarra de Piedra con Marcos, ¿qué nos dicen? Nos hablan de una adoración, un amor cristiano-revolucionario, una admiración profunda. Por cierto, si quiere usted ver esas fotos vaya a las rejas del Senado de la República, donde se exhibe una colección gráfica en el aniversario 34 de su periódico La Jornada. Muy buenas.

Engaño

El subcomandante Moisés se despachó con el cucharón del puchero: “Nos quieren engañar porque hay un pueblo que cree a la virgen morena. Es un loco el que dice eso. No sabe pensar, no piensa en el pueblo”.

Hora mala sin bien (así se dice): Gil quiere suponer, o sea conjeturar, qué habría dicho el líder social Liópez de los programas prioritarios del presidente Liópez Obrador. Gamés aventura una respuesta: “no nos dejemos engañar, no piensan en el pueblo, son unos mentirosos que quieren sacar raja de sus proyectos: camajanes”. Ah, impugnar es fácil; gobernar, difícil.

La respuesta de Marcos-Galeano y el EZLN a los programas del presidente Liópez Obrador podría llevar este título: “Un chocolate de su propia sopa”.

Todo es muy raro, caracho, como diría Amos Oz: “Una persona curiosa es ligeramente una mejor persona, un mejor compañero, un mejor padre, un mejor vecino y colega que una persona no curiosa. También es un mejor amante”.

Gil s’en va

gil.games@milenio.com

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.