• Regístrate
Estás leyendo: Metodología y poder
Comparte esta noticia
Miércoles , 12.12.2018 / 04:19 Hoy

Uno hasta el fondo

Metodología y poder

Gil Gamés

Publicidad
Publicidad

Repantigado en el mullido sillón del amplísimo estudio, Gil se dio cuenta de que los designios de Morera son enredados, complejos, de laberinto: después de ser favorecida por una encuesta que nadie conoce, Sheinbaum fue elegida, o nombrada, coordinadora organizativa de Morena para la capital del país. Al parecer, esto la capacita para ser candidata a la Jefatura de Gobierno de Ciudad de México. Qué complicado.

En entrevista con su periódico El Universal, Claudia Sheinbaum dijo: “Todos supimos del procedimiento (para realizar la encuesta), nos fue explicado con todo detalle, de hecho Mario Delgado, Martí Batres y en mi caso siempre reconocimos, creo que Ricardo Monreal también, al grupo que hace las encuestas al interior de Morena como un grupo profesional y fueron varias las preguntas”.

La lectora y el lector lo saben: guardada bajo siete llaves permanecerá la encuesta misteriosa. También los contratos de los segundos pisos; por cierto, Sheinbaum guardó celosamente esa información. Si gana la Jefatura de Gobierno, ¿esta será la transparencia del gobierno de la ciudad?, pregunta Gil, nomás para saber.

La coordinadora de sabe cuántas cosas en Morena se ha defendido: “Si hubiera salido cualquiera de mis compañeros no hubiera sido dedazo, ¿entonces quiere decir que las mujeres no tenemos capacidad y solo mediante dedazo podemos acceder? ¿Qué no hay méritos propios en este proceso y una mujer solo puede llegar a partir de que un hombre la acomode?” No deja de ser interesante la defensa de Sheinbaum, pero esta idea de que una candidata es mejor por el hecho de ser mujer no le entra en la cabeza a Gil: ¿un candidato es mejor por ser hombre que una mujer candidata? No. Pues al revés lo mismo.

Politizar

Ahora mal sin bien: lo que ha ocurrido en Morena es una vergüenza, del mismo modo que lo que pasa en el PRI es otra vergüenza doble. ¿Quién decidió que Claudia Sheinbaum fuera la candidata de Morena: Liópez y punto y se acabó. Muy bonito.

Sheinbaum: “En el caso Tláhuac lo he dicho varias veces, cada quien debemos asumir nuestra responsabilidad y también es importante que no se politice el tema de la seguridad pública porque yo sí creo que le han dado un tono político-electoral a este tema”. Rayos y centellas: ¿cómo se politiza un tema? ¿Es un exceso politizar un asunto? Gil jura que no entiende nada de nada: ni un comentario sobre serios problemas de Ciudad de México: la violencia y los cárteles, las pandillas, los muertos, la corrupción. Respuesta: se ha politizado el tema. Un grito desgarrador hizo añicos el silencio del amplísimo estudio: ay, mis hijos y mis hijas, novatos, sin experiencia de gobierno.

Monreal

Gilga ignora lo que decidirá Monreal. En al menos tres encuestas serias, el delegado de la Cuauhtémoc ganaba en las preferencias para la candidatura de Morena; en la de Morena, que nadie conoce, ganó Claudia Sheinbaum. En una nota de su periódico El Universal, Gerardo Suárez escribió que Monreal declinó una oferta de postulación para ser senador de Morena.

No son pocos y pocas los comentaristas y las comentaristas (oh, sí) que concediendo el método infame de Morena para elegir a sus candidatos dicen que Claudia era la mejor. Muy bonito: optemos por métodos democráticos solo cuando el candidato sea de nuestro agrado, si no, que se decida en la oficina del dirigente nacional, o el presidente, o de quien a usted le dé la gana.

Gamés tiene la impresión de que siempre se supo: la lealtad de Sheinbaum a Liópez ha sido finalmente compensada. ¿Un regente en lugar de una jefa de Gobierno? Gil se siente muy bien cuando escribe como un columnista de fuste y fusta.

Por cierto, se dice en los mentideros que a estas horas Monreal sostiene pláticas intensas con los dirigentes de otros partidos. ¿Abandonará Monreal las filas morenistas? ¿Le darán un buen lugar en otro partido? La verdad es que una contienda Monreal vs. Claudia Sheinbaum sería de pronóstico reservado.

Hesiodo en el mullido sillón: La vergüenza viene en ayuda de los hombres o los envilece.

Gil s’en va

gil.games@milenio.com

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.