• Regístrate
Estás leyendo: ¿Existe el PRD?
Comparte esta noticia
Miércoles , 26.09.2018 / 02:39 Hoy

Uno hasta el fondo

¿Existe el PRD?

Gil Gamés

Publicidad
Publicidad

Repantigado en el mullido sillón del amplísimo estudio, Gil meditó: el PRD entró en fase terminal cuando aceptó a un político externo como dirigente nacional. Basave Basave a caballo, priista de fuste, fusta y fiesta tomó la presidencia y al cabo de unos meses dio la noticia: que siempre no, que a Chuchita la bolsearon, vuelvo a legislar, ese es mi destino. Mju. El académico, ji, entierra al PRD, o casi.

Ahora mal sin bien: Basave Basave a caballo solo ha sido el de las paletadas de tierra, no deja de ser una ironía que un ex priista le ponga tierra al féretro del PRD. De allá vienen, allá van. Cierto, Gil exagera, el partido no ha muerto, solamente se ha convertido en una pulga electoral de 7, 8 por ciento a la hora de una elección presidencial.

Basave Basave a caballo le ha legado al PRD y al mundo en general, ji, un documento: el Libro Amarillo. En ese documento de 40 cuartillas, Basave Basave a caballo ha descubierto que el surgimiento de Morena ha debilitado al PRD y el Pacto por México tuvo consecuencias indeseables para el partido. ¡Uta! ¡Genial! ¿Cómo rayos llegó a estas conclusiones el ex dirigente del perredismo? Muy fácil, leyendo a Max Weber hasta el cansancio, repasando a Ernest Bloch, deteniéndose en Hegel, surcando los cielos de Kant, que para eso es un académico-diputado. Al final del principio, Basave Basave a caballo afirma que se requiere de un nuevo prototipo de presidente nacional para garantizar la gobernabilidad de las corrientes. Ay, Gil recuerda a Bozo el payaso, que en paz descanse.

Virgilio

Y cuando todo parecía perdido, Gil leyó en su periódico MILENIO una entrevista de Silvia Arellano con el enérgico Virgilio Andrade. Tremendo Viryi: "Hoy la Ley General de Responsabilidades de los Servidores Públicos contempla de manera clara cuáles son los actos de corrupción y en ese sentido se pondrá justicia respecto de las conductas de los servidores públicos para castigar debidamente las que son de corrupción y señalar las que no".

Gil cantó y bailó sobre la duela de cedro blanco del amplísimo estudio: Like a Viryi, touched for the very first time. Nadie le ha dicho al presidente Peña que si no cambia de secretario de la Función Pública nadie le creerá que realmente ha iniciado el combate contra la corrupción. ¿Viryi es corrupto? Claro que no, Dios nos libre, ha sido solamente el instrumento de liberación, si alguna, de la casa blanca.

Lectora, lector, lecter, oigan esto: Silvia Arellano le pregunta a Viryi: "¿Cómo ve la intención del gobernador de Veracruz de nombrar un fiscal anticorrupción?" y Like a Viryi le contesta esto: "El Sistema Nacional Anticorrupción tiene, en su construcción, el mensaje claro de que las instituciones deben tener el debido cuidado en materia de imparcialidad, sobre todo siempre con bases que dé certeza legal. Son las premisas básicas las que pueden orientar las decisiones que se tomen alrededor de circunstancias o de situaciones vinculadas con el combate a la corrupción".

¿De verdad eso dijo nuestro secretario de la Función Pública? ¿Ha inventado Gil esta declaración? Dios de bondad, ¿cuándo renuncia usted like a Viryi? ¿Qué opina del gobernador Duarte y de la situación en Veracruz?: bla bla bla, ble blei bli, en fon. Conclusión: gran combate del gobierno de Peña Nieto a la corrupción. Es que de veras.

Imaz

Adivinen quién ha vuelto, quién ha regresado en silencio, de puntitas a la plaza pública. ¿No lo saben? Gil se los dirá: Carlos Imaz Gispert. Sí, señor, el mismo que viste y calza y siempre trae su bolsa del súper por lo que hiciera falta. En su periódico La Jornada, Carlos Imaz discurre sobre la reunión de Trudeau, Obama y Peña Nieto. Dos o tres o cinco o 20 obviedades sostienen el artículo de Imaz.

Ah, cómo vuela el tiempo: Ordorika, Santos e Imaz, los líderes del nuevo movimiento estudiantil mexicano. ¿Qué fue de ellos? Nada y todo, los años pasaron por sus vidas y demostraron que no eran la gran cosa, ¿o sí? Y en este momento regresamos al PRD, a esos días en los cuales un empresario argentino se los comió vivos, los endeudó, los engañó. Ah, l'amour, Rosario y Carlos en los cielos de la pasión. Imaz recibiendo su buen dinero para la campaña de la delegación Tlalpan en una bolsa del súper, Ramón Sosamontes en tratos con Ahumada, Bejarano, Liópez y el compló. Ese partido ya era un desastre, gran desastre.

Guelaguetza

El conflicto magisterial no impedirá que se realicen las fiestas de la Guelaguetza, esos cultos populares a la virgen del Carmen. Qué lástima. Gil odia la Danza de la Pluma y el Jarabe del Valle, las chinas oaxaqueñas, en fon. Un amigo le contó esta verdad tremenda a Gil: "¿Qué va a tomar, licenciado Gabino? "Lo mismo de siempre: malas decisiones, pero con agua mineral, por favor".

La máxima de Lord Byron espetó dentro del ático de las frases célebres: La consecuencia de no pertenecer a ningún partido será que los molestaré a todos.

Gil s'en va

gil.games@milenio.com

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.