• Regístrate
Estás leyendo: Se hunde el Valle de Toluca
Comparte esta noticia

La Mirilla

Se hunde el Valle de Toluca

Germán Zepeda

Publicidad
Publicidad

El llamado megacorte de agua potable para 12 municipios del Estado de México y alcaldías de la capital del país ha acaparado la atención debido a que esta vez fue total, normalmente la reducción implicaba el 30 % o hasta el 70 % y realmente los impactos eran mínimos. Ahora también es de 5 días cuando normalmente eran 3, sin embargo nadie ha tomado en serio la problemática, la advertencia, el estado crítico del líquido en nuestro Estado.

Un ejemplo es el Valle de Toluca. De acuerdo con la Comisión Nacional del Agua (Conagua), 101 de los 653 a acuíferos existentes están ya en la categoría de “sobreexplotados” y entre esos está Toluca, acuífero que poco a poco se seca. De eso nada o poco se dice y es una problemática grave.

No lo digo yo y tampoco me lo saqué de alguna consulta popular de cuatro días, lo respaldan estudios. Por ejemplo la investigadora del Centro de Geociencias de la UNAM, Dora Carreón Freyre, advierte que 9 ciudades del país registran hundimientos por la extracción excesiva del vital líquido y entre esas ciudades está Toluca, lo afirma una investigadora con más de 15 años de experiencia en estos temas.

En el Valle de Toluca, que incluye 29 municipios, hay 848 pozos de los que se extrae el agua, según indica el estudio “Disponibilidad Media Anual de Agua en el acuífero Valle de Toluca 2015”, también de la Conagua, cifra que comparada con la registrada en 1970 otorga diversas interpretaciones pues para ese entonces solo existían 344 pozos. Estamos hablando de 504 pozos más en 45 años, un aumento del 146 %, de eso nada se dice, tampoco de que la recarga de los mismos sea cada vez más lenta, mucho ojo los pozos se secan.

¿Podría justificarse el aumento de la población, de la urbanización y desde luego de las industria? sí, pero quizá no sea para tanto. Lo que no veo es que en ese crecimiento estén las políticas públicas que ayuden a mitigar esta sequía. ¿Con qué fin se han perforado más y más pozos? Satisfacer una necesidad sería lo idóneo, pero no olvidemos que el agua es un negocio y que de alguna manera se crean para venderla en pipas, algo poco regulado, y empresas embotelladoras y hasta empresas de otro giro tienen uno o dos o más pozos, así como de la nada.

El estudio “Explotación intensiva del acuífero del Valle de Toluca”, del Centro Interamericano de los Recursos del Agua (CIRA) de la Universidad Autónoma del Estado de México, revela que los agrietamientos cada vez son más comunes en el Valle de Toluca debido a la sobreexplotación, causa principal de esos hundimientos, de eso tampoco hay políticas.

La situación es clara y solo el que quiera ser ciego no lo verá, por ahora no hay políticas gubernamentales claras en esta materia y de seguir así el suelo que pisamos seguirá hundiéndose. Por eso, sin afán de minimizar, este megacorte es nada en comparación de lo que realmente deberíamos atender. Ahora sí que como pregonan los chavos de la nueva era, todas las autoridades te dicen cuida el agua pero nadie te dice cómo debes hacer para aprovecharla y mucho menos se aplican para detener esta explotación artera al planeta.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.