• Regístrate
Estás leyendo: El Día M
Comparte esta noticia

La Mirilla

El Día M

Germán Zepeda

Publicidad
Publicidad

Texcoco y Temamatla fueron los primeros avisos. Eran poco más de las 10 de la noche cuando se daba la sorpresa en el Estado de México. Entre los reporteros que realizábamos la cobertura aquel 1 de julio del año 2012 era algo ligeramente nuevo e interesante, pero desde luego no acaparó las primeras planas de los diarios, ni la radio o en televisión.
Tenía apenas unos meses de creado pero aquel movimiento político y ya figuraba en el mapa electoral del Estado de México, en aquella elección de Ayuntamientos ganó dos de un total de 125, poco políticamente hablando. Pero lo que inició como una asociación civil ya comenzaba a dar ‘batalla’ electoral, y quién iba a pensar que hoy sería un partido protagonista, de críticas a favor y en contra, la piedrita en el zapato entre la plana mayor de la política.
En las elecciones municipales recientes, las del año 2015, Morena solo pudo retener el municipio de Texcoco, pero en esta contienda dio un segundo aviso, obtuvo casi medio millón de votos, el 9 por ciento de la votación. En esos comicios el gran perdedor fue el PRI, pues pasó de gobernar 94 Ayuntamientos a solo 84, perdió 10. Los demás partidos ganaron algunos otros, pero más bien medio se recuperaron de la debacle nacional que desde ese entonces los carcome.
Hoy 1 de julio el panorama no es tan alentador para las principales fuerzas políticas que en los comicios del Estado de México no van en alianza con otros partidos políticos, algo que les había sido efectivo, pero tampoco es un hecho que lo que dicen las encuestas sea el papel calca de este día. Lo real es que el mapa electoral de este Estado será muy diferente al de hace 3 años y retomará mucha importancia porque se trata del Estado de mayor padrón electoral en el país, uno de los referentes clave de la política nacional y sobre todo una de las principales cunas del priismo.
Del Congreso mexiquense ni se diga, actualmente sigue siendo el PRI la primera fuerza, escaños ganados en coalición con el Partido Verde y Nueva Alianza. Hoy las cosas son diferentes también y el no haber logrado un pacto con estos partidos les lastimará electoralmente a todos. Incluso fue muy notorio cómo al final de las campañas electorales hubo cierto roce entre algunos candidatos verdes contra los tricolores, algo que no se esperaba. En la renovación de los 75 escaños también puede haber muchas sorpresas.
Es por ello que hoy lo he denominado el Día M, el día de este partido que, aunque a muchos no les guste, supo ir construyendo desde hace años ser competitivo y hoy es protagonista de la elección. Es el día en el que se vislumbran solo dos escenarios; el del episodio que pondría a México entre los países con un giro de 180 grados a su historia electoral y el de la sorpresa, el de la remontada de alguno de los contendientes, algo que sería inédito y como de película.
No sé en realidad lo que pueda suceder, pero lo que sea que decidamos hay que asumirlo con responsabilidad, no por 500 o 1000 pesos, por una despensa o un monedero, prácticas del pasado que persisten y dañan nuestra democracia. Ejerzamos nuestro derecho y obligación y hagamos que este día sea el de mayor participación en la historia.
Cierto, mañana juega México contra Brasil, pero el partido más importante, créame, es el que nos jugamos hoy.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.