• Regístrate
Estás leyendo: Poder y antipoder
Comparte esta noticia
Sábado , 15.12.2018 / 16:03 Hoy

Capitolio

Poder y antipoder

Gerardo Hernández

Publicidad
Publicidad

Carmen Aristegui no es la única periodista en perder su trabajo por ejercerlo libremente. Antes de ella, Pedro Ferriz fue espiado y renunció a Imagen Radio tras filtrarse charlas y fotografías con su amante. Aun así, el poder no logró silenciarlos. Aristegui tiene un programa en CNN en Español y su propio portal de noticias, además de escribir para el grupo Reforma. Ferriz creó un canal por internet y ahora se comunica a través de Periscope. Aristegui es una de las periodistas más premiadas en México y el extranjero.

Después del reportaje sobre la residencia del presidente Peña y su esposa Angélica Rivera, los reconocimientos se multiplicaron. En dos últimos años, Aristegui recibió siete premios; entre ellos el Galardón a las Mejores Prácticas Corporativas por Labor Periodística, el Corazón de León, el Nacional de Periodismo, el Gabriel García Márquez por el reportaje y la cobertura de la Casa Blanca y el Knight de Periodismo Internacional “por exponer crímenes financieros y malas conductas a los más altos niveles”.

La plataforma global Change.org presentó el año pasado una petición para apoyar a Aristegui como candidata presidencial. Pedro Ferriz dejó su noticiero por la red para recorrer el país y promover una candidatura independiente. También la escritora y crítica del gobierno, Denise Dresser, ha expresado sus aspiraciones presidenciales. En la carrera por Los Pinos participan asimismo Margarita Zavala, esposa del expresidente Felipe Calderón, y el excanciller Jorge Castañeda.

El liderazgo del país dejó de estar en Los Pinos, en el Congreso federal y en los partidos. Tampoco existe en los gobiernos estatales. Ahora lo ejercen líderes de opinión, periodistas como Aristegui, Ferriz y Dresser, colectivos y figuras como Jaime Rodríguez, el Bronco, primer gobernador independiente, cuyo desempeñono le ha permitido subir en las encuestas para las presidenciales de 2018.Los sondeos marcan como favorito indiscutible a Andrés Manuel López Obrador, líder de Morena.

Mientras tanto, la aprobación del presidente Peña Nieto se encuentra en mínimos históricos, y con tendencia a descender más todavía: solo 30% de los mexicanos apoya su gestión. El “momento mexicano” duró un suspiro y el salvador de México devino en villano.


@espacio4mx


Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.