• Regístrate
Estás leyendo: Una pésima defensa del agua que le corresponde a Jalisco
Comparte esta noticia

Columna de Gabriel Torres Espinoza

Una pésima defensa del agua que le corresponde a Jalisco

Gabriel Torres Espinoza

Publicidad
Publicidad

La escasez de agua es el pan nuestro de cada día en la Zona Metropolitana de Guadalajara (ZMG). Los recortes de agua en la ZMG afectan de manera cada vez más frecuente a un mayor número de colonias y durante periodos cada vez más amplios. A mediados de marzo pasado se suspendió el servicio del agua en 80 colonias de la ZMG –como sucede recurrentemente– puesto que el Siapa trabajó en la instalación de maquinaria en la red hidráulica a efectos de mejorar el abastecimiento de agua en la metrópoli, que curiosamente –a pesar de los recortes por la supuesta instalación y/o mantenimiento de la infraestructura hidráulica– empeora día con día.

A inicios de este mes, 32 colonias del Sector Reforma y Sector Juárez, de la ZMG, se quedaron sin agua debido a la "sobredemanda" por la temporada, según Siapa; y en Zapopan 20 colonias carecen de agua por la misma situación, la "sobredemanda" de la temporada, sin contar el hecho de que 29 zonas de Zapopan son abastecidas de manera permanente a través de pipas. Todo lo anterior motiva a reflexionar, ¿qué causa la escasez de agua en Jalisco y la ZMG?

Se trata de un problema multifactorial. De acuerdo a la UNAM, en México se pierde el 40 por ciento del agua potable debido a fugas en las redes hidráulicas por ductos viejos y deteriorados. Pero el problema también tiene que ver con la falta de cuidado con el agua. En Jalisco cada persona consume 200 litros de agua diarios en promedio [esto es, hay muchísima gente que la despilfarra, y poblaciones enteras que no tienen ni una gota], no obstante, la ONU recomienda un consumo diario por persona de 150 litros. La conjunción de ambos factores, fugas y desperdicio, contribuyen a la escasez del agua que padecemos ahora. El problema del agua podría resolverse con la construcción de presas en Jalisco [Arcediano, Zapotillo, etc.], pero también sin ellas.

Ahora bien, históricamente ha existido una pésima defensa y gestión del agua en Jalisco. De acuerdo a la CONAGUA, los pobres niveles del Lago de Chapala se deben a la retención hecha por 11 presas que se extienden sobre la Cuenca del Río Lerma, río arriba, mismas que se encuentran ubicadas en el Estado de México, Guanajuato y Michoacán: mientras que éstas se encuentran en promedio al 73 por ciento de su capacidad total de almacenamiento, el Lago de Chapala se encuentra al 40 por ciento de su capacidad total. A ello, agréguese que el Siapa tiene autorizado extraer 7.5 m3 por segundo del Lago de Chapala, pero sólo puede extraer 5.5 m3. Si bien la ZMG actualmente tiene un déficit de tres mil litros de agua por segundo, estos se subsanarían completamente si la cortina de la presa El Zapotillo subiera a 105 metros. Pero la altura de la cortina se mantiene a 80 metros debido a suspensiones federales, ratificadas por la SCJN y un discurso gubernamental que se ha empeñado –inexplicablemente– en el mismo sentido. Al respecto, es preciso señalar que con la cortina a 80 metros en El Zapotillo, se establece una correspondencia de agua de 64 por ciento para Guanajuato y apenas 36 por ciento para Jalisco. Lo anterior a pesar de que 1) la presa se construye en Jalisco; 2) tan sólo el 7 por ciento de la Cuenca Río Verde –de donde se extraerá el agua– corre por Guanajuato (¿?); y 3) un Decreto del Poder Ejecutivo Federal, publicado en el Diario Oficial de la Federación, el 17 de noviembre de 1997, establece un porcentaje de extracción para la Cuenca Río Verde de 74 por ciento para Jalisco –sobre el volumen máximo de extracción establecido por la federación (16 m3 por segundo)– y 24 por ciento para Guanajuato. Esto es, El Zapotillo a 80 metros, maneja una correspondencia de agua casi exactamente contraria a la que establece el decreto federal. Aún así, con la cortina a 80 metros podría invertirse la proporción del agua que debe corresponder a Jalisco [como ha sostenido Alfaro, el único que le entra bien al tema]. En síntesis, buena parte del problema que hoy padece una parte importante de la población de la Zona Metropolitana de Guadalajara se debe, esencialmente, a una pésima defensa que nuestras autoridades han hecho del agua que a Jalisco le corresponde.

gabtorre@hotmail.com

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.