• Regístrate
Estás leyendo: El Macrobús rojo
Comparte esta noticia
Martes , 13.11.2018 / 18:45 Hoy

Columna de Gabriel Torres Espinoza

El Macrobús rojo

Gabriel Torres Espinoza

Publicidad
Publicidad

Este 17 de septiembre fueron presentadas cuatro nuevas unidades de Bus Rapid Transit para la Línea 1 del nombrado Macrobús. Estas unidades costaron poco más de 18 millones de pesos y vinieron a sumarse a los 41 BRT ya existentes, con el objeto de atender la constante queja de los usuarios en cuanto a la difícil e incómoda sobresaturación del Macrobús en horas pico.

No obstante, el principal punto de cuestionamiento del Macrobús tiene que ver con el hecho de que a pesar de que su construcción fue obra del anterior gobierno estatal, por el que se invirtieron poco más de 600 millones de pesos en 2009, las acciones de la concesión tienen un 92 por ciento para la Alianza de Camioneros, apenas 5 por ciento para el Sistecozome y el 3 por ciento restante para 10 socios de la hoy extinta ruta 621. Así pues, la pregunta obligada es ¿por qué si el presupuesto empleado para su construcción fue fundamentalmente público, la concesión de Macrobús pertenece en un 98 por ciento al sector privado? Con el nuevo Peribús (Macrobús), del actual gobierno, ¿pasará lo mismo?

A fin de evitar la competencia por el pasaje en las rutas y sus prejuiciosos efectos (altas velocidades, mal trato, accidentes, etc.), la Semov se planteó desde sus inicios cambiar el modelo de hombre-camión a ruta-empresa en las poco más de 5 mil 200 unidades que hay en la ZMG, algo anteriormente alcanzado por el gobierno panista en por lo menos un corredor. Así como sucede con el Peribús, que simplemente no avanza, lo único que acusa en movilidad ahora es la Línea 3 de Tren Ligero, pero hay que advertirlo, se trata de una obra eminentemente federal.

La solución al problema del transporte público y las muertes que causa no se va a resolver ni con más Tren, ni con más Macrobús, sino con la reestructuración y reordenamiento de las rutas en la ZMG. Debe tenerse en cuenta que, según la encuesta de Jalisco Cómo Vamos 2013, el principal medio de transporte que utilizan los habitantes de la ZMG para realizar sus traslados es el autobús, con un contundente 63 por ciento, mientras que el Macrobús y Tren Ligero apenas representan un 3 por ciento cada uno, del total de los traslados en la ZMG.

Lo que llama la atención fue el “bautizo” o “adopción” que hizo el actual gobierno del Macrobús, al mandar pintar las nuevas unidades de rojo, además de anunciar la publicación de una norma para que las 41 restantes tengan próximamente este color. No deja de extrañar porque desde los gobiernos priistas municipales habían manifestado un claro “No al Macrobús”. Unos años después se apropian del repudiado sistema de transporte, apenas pintándolo de rojo…

gabtorre@hotmail.com

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.