• Regístrate
Estás leyendo: Campañas electorales: ¿otra vez el acoso telefónico?
Comparte esta noticia
Jueves , 20.09.2018 / 16:03 Hoy

Paideia política

Campañas electorales: ¿otra vez el acoso telefónico?

Gabriel Corona

Publicidad
Publicidad

En el contexto de las campañas presidenciales en curso, otra vez las prácticas de la elección del estado de México se repiten. 

Al igual que en 2017, en los últimos días se ha puesto en marcha una operación generalizada para desprestigiar al candidato que lidera las encuestas. 

Se trata de supuestas encuestas telefónicas que siempre terminan con frases para meter cizaña entre los electores. 

No es difícil adivinar de donde proviene tal decisión. Al parecer es una medida adoptada por los grupos de poder preocupados por el avance de un candidato que suponen acabará con sus privilegios.

Este hecho no es aislado. 

Se inscribe en un contexto nacional donde también los empresarios han comenzado a presionar a sus trabajadores, para que voten como a ellos les conviene , y no de acuerdo a la voluntad de los votantes, en clara violación al principio de libertad del sufragio, que debe ser ejercido sin presiones de ningún tipo, aunque algunos sigan pensando que en la política todo se vale.

También se enmarca en un contexto de violencia en contra de dirigentes políticos y candidatos a puestos de elección popular, que ya ha generado algunas muertes, razón por la cual dos de ellos han solicitado protección de las autoridades mexiquenses, hecho ya reconocido por el propio presidente del IEEM. 

Además, ocurre en momentos en que dos parlamentarios británicos, de visita en México, han externado su preocupación por la creciente violencia política en nuestro país.

El asunto de las llamadas no es menor. 

Amerita la intervención expedita de las autoridades competentes, para evitar que las condiciones que hicieron de la elección mexiquense una de las más controvertidas de la historia reciente se repitan a nivel nacional. 

Pero para eso se requiere de la voluntad de las instituciones, de tal forma que la actual campaña residencial no se convierta en un espacio para la guerra sucia.

Todo parece indicar que las llamadas confirman lo anunciado por Meade varias veces: que su campaña se inspiraría en la del Estado de México. 

Esto se concreta en tales encuestas hechas desde diversos números telefónicos. Parece ser la repetición de lo vivido en la entidad mexiquense en 2017. 

Esperemos que no aparezcan de nuevo cabezas de cerdo, cruces de madera, coronas fúnebres, citatorios falsos de la Fepade o mensajes intimidatorios. 

Y que no haya detenciones ilegales, allanamientos o llamadas amenazantes nocturnas, entre otras prácticas ilegales. 

Por cierto, ayer a las 20: 03 recibí una de estas llamadas, del número 005501593572

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.