• Regístrate
Estás leyendo: México de los pobres
Comparte esta noticia
Lunes , 22.10.2018 / 08:06 Hoy

Vivir el día

México de los pobres

Froylán M. López Narváez

Publicidad
Publicidad

Con expresión que no logra dar cuenta precisa de lo que se llama calidad de vida, la senadora Dolores Padierna, del Partido de la Revolución Democrática, determinó que en realidad la pobreza mexicana es más grande de lo que se ha advertido oficialmente.

Según la senadora, "hay que creerle más bien a las cifras que ha dado el Inegi, donde de 124 millones de mexicanos solo 24 millones tienen algún nivel de no vulnerabilidad, o sea que están en condiciones adecuadas", mientras que "los otros 100 millones de mexicanas y mexicanos tienen algún grado de vulnerabilidad y pobreza".

Los vulnerados, que no en condición de vulnerabilidad, sufren carencias: acceso a la seguridad social; acceso a servicios básicos de vivienda, a la calidad y espacios habitacionales; acceso a servicios de salud; en rezago educativo. Es terrible advertir que en la medición de 2012 a 2014 ha habido aumento de las cifras que las cuantifican.

Los males de la nación mexicana son equiparables a otros países, no se diga latinoamericanos, sino europeos. Y así, por fin, ya lograron echar a Mariano Rajoy, a quien se le achacan no solamente torpezas económicas, sino saqueos. No ha sido cabalmente una sorpresa, pero los fraudes y los abusos llegan a esa obsolescencia que hace creer que hay ciudadanos de sangre azul.

Las broncas descomunales en el mundo se muestran en la hipercrisis española, donde además de correr a un funcionario corrupto, se enfrentan a las dificultades para relevarle con una mejor persona y tendencias preferibles al agonizante y lastrante neoliberalismo.

Los problemas y dilemas del cambio se ejemplifican con el caso del candidato socialista a la presidencia de España, Pedro Sánchez, quien fracasó por segunda ocasión en la sesión de investidura, en algo que no ocurría en los casi 40 años de democracia del país.

De manera que las hambrunas, los desempleos y el uso de armas para conseguir algo que comer, son un problema del mundo contemporáneo. Así que las luchas, las ambiciones nobles y las insensatas seguirán marcando la vida actual y la muy próxima. Si a eso se agrega la aparición y constancia agresiva de imbéciles como el pato Donald Trump, no se espera cambio para mejora. Trump, amigo del Ku Klux Klan. No se había advertido de la magnitud de las estupideces y los estúpidos doquiera.

En México, cruzada fallida contra el hambre y aumento de empobrecidos.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.