• Regístrate
Estás leyendo: Lección no aprendida del PRI (I)
Comparte esta noticia
Miércoles , 20.06.2018 / 09:41 Hoy

Fronteras de la ciencia

Lección no aprendida del PRI (I)

Fernando Fuentes

Publicidad
Publicidad

Recuperar la presidencia de la República Mexicana para el Partido Revolucionario Institucional (PRI) no fue nada fácil. Un 2 de julio del 2000 los mexicanos le dieron la espalda por primera vez a un partido que había gobernado por más de 70 años al país, y que a consideración de muchos compatriotas de aquella época, este partido político ya era un mal para México.

Los resultados electorales de aquella fecha: votaron en las urnas 37 millones 601 mil votantes, de los cuales el 69.71 % votó en contra del PRI. Erigiéndose como presidente Vicente Fox Quezada, candidato del Partido Acción Nacional (PAN), ganó la presidencia con el 42.52 % de los votantes. Y atrás, en segundo lugar, Francisco Labastida del PRI con un 36.11 %, quedando en tercero, Cuauhtémoc Cárdenas Solórzano del PRD, con 16.64 %.

Vicente Fox tuvo la oportunidad de oro de cambiar el rumbo del país y no pudo hacerlo, o no supo hacerlo o quizás no quiso hacerlo. Terminó con un gobierno muy desprestigiado, cogobernando el país con su pareja sentimental.

Todavía más, llegaron las elecciones presidenciales del 2006: el PRI continúo su caída vertiginosa para pasar a la tercera fuerza electoral del país. Votaron en total 41 millones 791 322 personas, de los cuales el 74.89 % votaron en contra del PRI. Felipe Calderón Hinojosa logró el 35.89 % de la votación. La coalición PRD, PT y Convergencia alcanzó el 35.33 % y el PRI - PVEM: 22.26 %. La disputa fue muy cerrada entre el PAN y el PRD, lo que originó la famosa frase de la izquierda mexicana: voto por voto, casilla por casilla.

Finalmente y con muchos problemas poselectorales apenas pudo entrar Felipe Calderón a la Cámara de Diputados para protestar como presidente de México. Para afianzar su silla presidencial se acercó a las fuerzas armadas de México e inició una lucha sangrienta con el narcotráfico, lo que elevó la violencia a niveles nunca antes vistos por la sociedad mexicana.

Vinieron las elecciones presidenciales del 2012. Votaron 50 millones 323,153 electores. De los cuales el 38.21 % fue para Enrique Peña Nieto, candidato del PRI y del PVED. El 31.59 % de votos fueron para López Obrador (que participaba por segunda ocasión consecutiva) y el 25.41 % para Josefina Vázquez Mota del PAN. Votaron en contra del PRI: el 59.29 % del electorado.

Después de 12 años de estar fuera del poder presidencial, en un emotivo mensaje del 2 de julio de 2012, el entonces candidato electo del PRI, Enrique Peña, dijo a los suyos:

"Los mexicanos le han dado a su partido una segunda oportunidad. La vamos a honrar".

ferfuentesmty@hotmail.com

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.