• Regístrate
Estás leyendo: Tercera transición demográfica ¿Estará el presidente Trump enterado?
Comparte esta noticia

Negocios en movimiento

Tercera transición demográfica ¿Estará el presidente Trump enterado?

Federico D´Kuba

Publicidad
Publicidad

El martes 8 de enero de 2019 escuchaba el discurso del presidente Trump en donde hacía mucho énfasis en la necesidad de levantar el muro en la frontera entre México y Estados Unidos. No es la intención de mi columna hablar de estos temas, pero los argumentos de Trump me hicieron reflexionar sobre un estudio académico que leí recientemente. Litcher (2013) afirma que en un futuro no muy lejano Estados Unidos experimentará lo que Coleman (2006) bautizó como la tercera transición demográfica. Para entender este fenómeno es necesario conocer algunos hechos. El U.S. Census Bureau proyectó que la población blanca no hispana decrecerá de 197 millones de personas en 2010 a 186 millones de personas en 2050. De manera contrastante, la misma oficina proyectó que los grupos poblacionales de no blancos pasarán de 112 millones de personas en 2010 a 213 millones de personas en 2050. Si esto es así, Estados Unidos se convertirá, inexorablemente, en una sociedad encabezada y dirigida mayoritariamente por minorías, lo que implicaría que el poder político y económico de los blancos pasará a las minorías hispanas (principalmente), asiáticas o negras. Si consideramos la magnitud de estas cifras me parece que el presidente Trump ya va muy tarde. Aun cuando lograra frenar totalmente la inmigración latinoamericana a través de la construcción del muro, el crecimiento de la diversidad racial continuaría debido a algunos factores tales como: la alta fertilidad de los hispanos (2.98) por arriba de la tasa de reemplazo; la baja fertilidad de las mujeres blancas (1.79) por debajo de la tasa de reemplazo; y el envejecimiento de los blancos. Una situación muy preocupante es que el autor sostiene que la población blanca, que ha envejecido y que tiene dinero, será reemplazada por una población que no es blanca, que es joven y que hoy en día es muy pobre. Por lo mismo, cuando en 2047 (punto de inflexión), las minorías que ya tienen la ciudadanía norteamericana superen a la población blanca no hispana, tendrán un nivel económico y educativo muy bajo. Litcher (2013) argumenta que estas proyecciones demográficas y económicas podrían revertirse si hoy en día existiera la voluntad política para apoyar a la niñez de los grupos minoritarios. Me parece que el gobierno de Estados Unidos debería de enfocarse en apoyar a estas minorías que ostentarán el poder político y económico, en lugar de levantar el muro. ¿Cuál es tu opinión al respecto?


Federico D’Kuba es profesor del IPADE



Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.