• Regístrate
Estás leyendo: Demagogia a demagogia entre Peña Nieto y Merckel
Comparte esta noticia
Lunes , 18.06.2018 / 00:29 Hoy

Verdad amarga

Demagogia a demagogia entre Peña Nieto y Merckel

Enrique Sada Sandoval

Publicidad
Publicidad

Sorprendió a muchos, la semana pasada, lo que fue la visita de Estado a Alemania por parte del presidente Enrique Peña Nieto—como parte de una serie de visitas de carácter oficial, la primera de este año, por Europa. En el presente caso, los pasos del mandatario se encaminaron en primer instancia a emprender un recorrido histórico, como cortesía especial, rumbo a una parte conservada de lo que quedó en su momento del infame Muro de Berlín.

El mandatario mexicano fue llevado a este sitio por el presidente de Alemania, Joachim Gauck, quien le habló del gran dolor que significó para los alemanes el haber sido separados y hacinados durante casi tres décadas por el muro durante el siglo pasado, como parte de la agenda cultural, antes de su encuentro con la canciller Ángela Merkel.

No extrañe que declaraciones sobre el Muro de Berlín se dan mientras el precandidato republicano a la presidencia de Estados Unidos, Donald Trump, repite, como parte de su campaña contra los migrantes, que promoverá la construcción de un muro entre su país y México y que, afirma, será pagado por nuestro país bajo amenaza de guerra.

Una vez concretada la entrevista con la canciller alemana, el tema giró en torno a la cooperación multilateral en materia de seguridad y combate a la delincuencia, mismo en donde Merkel tuvo la ocurrencia de ofrecer su apoyo institucional para resolver el caso Ayotzinapa y los 43 desaparecidos por el cártel Guerreros Unidos el año pasado, refiriendo que:“Un ejemplo de la cooperación concreta es el apoyo que podría prestar Alemania a través de la Sociedad Alemana de Cooperación Internacional (GIZ) en el esclarecimiento del caso de los 43 estudiantes de Iguala, porque fue un evento realmente difícil y Alemania intenta ayudar”.

En ambos casos, la demagogia y el contrasentido llegan a lo irrisorio para quienes viven en ambos países y no pueden evitar ver con desconfianza como es que, por parte del gobierno federal, se lamenta la discriminación y el racismo padecido por los mexicanos que cruzan la frontera norte, haciendo caso omiso a los abusos y atrocidades que cometen las autoridades migratorias contra nuestros hermanos centroamericanos en la frontera sur; en tanto, por parte de la canciller, su oferta de ayuda internacional para una investigación en torno a un crimen perpetrado en México (a miles de kilómetros) mientras ella misma, ante el fracaso de su política migratoria de inclusión, escatima el investigar y hacer justicia a las víctimas de violaciones y ataques perpetrados por migrantes musulmanes en contra de sus propios ciudadanos.


enrique.sada@hotmail.com

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.