• Regístrate
Estás leyendo: Vivir para leer
Comparte esta noticia
Sábado , 26.05.2018 / 07:33 Hoy

Historias con zapatos

Vivir para leer

Enrique Entero

Publicidad
Publicidad

A la preocupante y lamentable situación sobre la violencia en México, y la ausencia de acciones, ya no para erradicarla, sino tan solo para contenerla, se suman las malas noticias sobre el acontecer de otro país y gobierno, el del estadounidense Donald Trump; sobre quien a diario recae una gran culpa por los errores cometidos, mismos que han dejado una nefasta estela de desaciertos.

La añoranza se da porque en otro tiempo fuimos testigos en el ascenso de figuras que despuntaban para estadistas mundiales y auténticos líderes políticos. Ahora qué se puede esperar de alguien que pierde el capital económico de un país con el uso de armas de destrucción al emplear misiles balísticos en un alarde de poder y desmantela económicamente la asistencia social en perjuicio de una parte de la población del vecino país, la cual ingresará a una etapa de desprotección y quizá de pobreza total.

Mas sin embargo aumenta el presupuesto que perciben las fuerzas armadas norteamericanas, superando los recursos económicos que el conjunto de naciones aportan a la Organización del Atlántico Norte OTAN para la defensa militar.

Precisamente un escritor norteamericano recomendaba que antes de leer algún diario, era necesario sacudirlo para que se desangrara. Vicente Fox por su parte, al comentario de una persona que afirmó no leer los periódicos, le aconsejó que, para su provecho, mejor no lo hiciera. Y Enrique Peña Nieto actual jefe del ejecutivo nacional, ante el embate que ha sufrido en los medios de comunicación en donde se le atribuye la mala conducción de un gobierno, afirma dolido que de las buenas cosas poco se habla.

Puede pensarse que los medios de comunicación se han orientado a incrementar un “amarillismo” informativo en la difusión de los acontecimientos nacionales y mundiales, pero la realidad ciertamente no da para más.



En las playas de la pequeña isla deshabitada Henderson, situada en el océano Pacífico se han encontrado toneladas de desechos.


Imaginamos una isla paradisíaca

Plena de hermosura

En medio del vasto océano

Y encontramos un ambiente malsano

Sólo lleno de basura.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.