• Regístrate
Estás leyendo: El poder del electorado
Comparte esta noticia

Historias con zapatos

El poder del electorado

Enrique Entero

Publicidad
Publicidad

Quizá ya resulte un lugar común decirlo, pero es importante reiterarlo, el pedir que laciudadaníacubran con su participación, sino el total, un porcentaje aproximado de los 89 millones de personas con capacidad para ejercer su voto, registrados en el Padrón Electoral. Es la única manera de vencer el abstencionismo cuya circunstanciapuede ser aprovechada por unos cuantos para desvirtuar y así cancelar la decisión de una población electora.

Sin embargo, en un país con una pobre formación político- electoral y con la promoción en campaña de unos candidatos que en vez de hacer planteamientos serios y profundos, y poder presentar un modelo efectivo de gobernanza, se la han pasado en “dimes y diretes” difamándose unos a otros,sólo puede dejar como saldo de la contienda electoral, un alto porcentaje de indecisos y escépticos que simplemente no acudirán a las urnas.

Entre las múltiples boletas que recibirán los electores el día que ocurra esta jornada cívica, una de ellas es a mi parecer, la más importante, en la cual se elige al Presidente de la República. En la citada boleta existen dos maneras de elegir: una de ellas es votar con una sola marca por un partido político o candidato independiente, y la otra es votar por un candidato, siempre y cuandoeste represente a una coalición de partidos políticos, por lo cual se pueden marcar con una cruz, dos o más recuadros.

Lo que ha creado un enrarecidoambiente político-electoral, son las famosas encuestas realizadas para obtener la intención del voto ciudadano. Esta tarea resulta más el símil de un hándicap deportivo, que el de unaauténtica promoción cívica para el presunto votante. Sería recomendable que las encuestadoras no anunciasen porcentajes, sino solamente niveles de preferencia sobre dicha intención.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.